0
Publicado el 24 Noviembre, 2015 por Toni Pradas en Ciencia
 
 

Teléfonos móviles incrementan las enfermedades oculares

Niño utilizando un teléfono móvil

Ilustración: Roberto Figueredo

Algo que nos temíamos: Pasar demasiado tiempo con los teléfonos móviles puede constituir una seria amenaza para la salud de los ojos, reveló un grupo de oftalmólogos surcoreanos.

De acuerdo con la Sociedad Oftalmológica de Surcorea (SOS), la exposición a la luz azul emitida por los celulares y otros dispositivos inteligentes resulta especialmente perjudicial para los niños entre uno y nueve años, pues sus ojos aún están en desarrollo y carecen del pigmento protector para filtrar las ondas luminosas.

La luz azul es la longitud de onda más alta de la luz visible, por lo que penetra hasta la zona más profunda del ojo. “La mayoría de los niños y adolescentes juegan con sus teléfonos en la noche al acostarse”, declaró al diario The Korea Herald, Park Kyu Hyung, oftalmólogo y profesor de la Universidad Nacional de Seúl.

“Muchos juegan con las luces apagadas para poder hacerlo a escondidas de sus padres. Pero eso es realmente lo peor (para sus ojos)”, explicó el especialista.

La exposición excesiva a la luz azul que emiten estos dispositivos puede provocar una serie de enfermedades de la vista, incluyendo la degeneración ocular. Como consecuencia, el número de pacientes surcoreanos con el síndrome del ojo seco se duplicó en la última década, de 970 mil a 2.1 millones, según datos de la SOS.


Toni Pradas

 
Toni Pradas