0
Publicado el 2 Diciembre, 2017 por Redacción Digital en Ciencia
 
 

Este domingo llega la primera de tres superlunas consecutivas

Si solo puedes observar un episodio de la trilogía de superlunas, observa la tercera. Será muy especial

(PL)

Una superluna es una Luna que está llena cuando también está en o cerca de su punto más cercano en su órbita alrededor de la Tierra. Dado que la órbita de la Luna es elíptica, un lado (apogeo) está a unos 50,000 km más lejos de la Tierra que el otro (perigeo). Las lunas llenas de perigeo cercano parecen aproximadamente un 14% más grandes y un 30% más brillantes que las Lunas llenas que se encuentran cerca del apogeo en la órbita lunar.

“Las superlunas son una gran oportunidad para que las personas comiencen a mirar la Luna, ¡no solo una vez sino todas las oportunidades que tienen!”, dijo Noah Petro, investigador del Centro de Vuelos Espacial Goddard de la NASA.

Es difícil para nuestros ojos distinguir estos pequeños cambios de tamaño cuando la Luna está alta en medio de la inmensidad del cielo nocturno. Pero cada vez que observas una Luna llena mientras se levanta o se pone, mientras está suspendida en el horizonte y resplandece a través de las siluetas de árboles o edificios, su tamaño aparente podría hacerte parecer el doble.

Si solo puedes observar un episodio de la trilogía de superlunas, observa la tercera. Será muy especial.

Marque en su calendario: una serie de tres superlunas aparecerán en la etapa celestial del 3 de Diciembre de 2017, el 1 de Enero de 2018 y el 31 de Enero de 2018.

En primer lugar, la superluna del 31 de Enero contará con un eclipse lunar total, con una totalidad visible desde el oeste de América del Norte a través del Pacífico hasta el este de Asia. La órbita de la Luna alrededor de nuestro planeta está inclinada, por lo que normalmente cae por encima o por debajo de la sombra de la Tierra. Aproximadamente dos veces al año, una Luna llena se alinea perfectamente con la Tierra y el Sol de modo que la sombra de la Tierra bloquea totalmente la luz del Sol, que normalmente se reflejaría en la Luna.

“El eclipse lunar del 31 de Enero será visible durante la puesta de la luna. La gente en el este de los Estados Unidos, donde el eclipse será parcial, tendrá que levantarse por la mañana para verlo”, señala Petro. “Pero es otra gran oportunidad de ver la Luna”.

La Luna perderá su brillo y adquirirá un brillo misterioso, más débil de lo normal, de la escasa luz solar que atraviesa la atmósfera de la Tierra. A menudo emitidas en un tono rojizo debido a la forma en que la atmósfera dobla la luz, las Lunas totalmente eclipsadas a veces se llaman ‘Lunas de sangre’.

“Estamos viendo todos los amaneceres y puestas de Sol de la Tierra en ese momento reflejados desde la superficie de la Luna”, dice Sarah Noble, científica de programas en la sede de la NASA.

La superluna del 31 de Enero también será la segunda luna llena del mes. Algunas personas llaman a la segunda Luna llena en un mes una Luna Azul, que la convierte en una súper ‘Luna Azul’. Las Lunas Azules suceden cada dos años y medio, en promedio. Con el eclipse total, será verdaderamente un espectáculo real: una luna ‘súper azul de sangre’.


Redacción Digital

 
Redacción Digital