0
Publicado el 19 Noviembre, 2018 por EFE en Ciencia
 
 

Herramientas de piedra tallada se usaron en Asia antes de lo imaginado

Las utensilios elaborados con un procedimiento conocido como método Levallois, se empezaron a usar en Asia hace entre 80.000 y 170.000 años

Imagen ilustrativa: elperiodico.com

Londres, 19 nov (EFE).- Un nuevo estudio de los restos hallados en un sitio arqueológico de China, liderado por la Universidad de Washington, ha demostrado que las herramientas de piedra tallada surgieron en el este de Asia antes de lo que se pensaba hasta ahora.

La investigación, en la que ha participado un equipo internacional de científicos y que ha sido publicada en la revista Nature, ha determinado que las herramientas hechas a partir de piedra tallada -un procedimiento conocido como método Levallois- se empezaron a usar en Asia hace entre 80.000 y 170.000 años.

Conocidas de forma popular como las navajas suizas de la prehistoria -al tratarse de herramientas más sofisticadas que permitían tallar con mayor precisión y denotaban un avance en el desarrollo cognitivo-, hasta ahora se consideraba que su fabricación en Asia oriental se remontaba a hace entre 30.000 y 40.000 años.

En cambio, en África y Europa occidental se usaron desde mucho antes, hace unos 300.000 años, según los investigadores.

Debido a la ausencia de fósiles humanos que vinculen el uso de herramientas más sofisticadas con las poblaciones migrantes, los científicos creen que los nativos asiáticos desarrollaron esta tecnología de manera independiente.

Para hallar estas conclusiones, los expertos analizaron más de 2.200 artefactos encontrados en la cueva de Guanyindong, en el sureste asiático, y también pudieron identificar el entorno en el que los usaron: un bosque abierto en un paisaje rocoso.

En la evolución de las herramientas, el método Levallois representa una etapa intermedia en la evolución humana, ya que los procesos posteriores produjeron cuchillas más refinadas hechas de rocas y minerales, que eran más resistentes a la descamación y combinaban una punta de lanza con cuchillas a lo largo del borde.

Ben Marwick, profesor de Antropología en la Universidad de Washington y uno de los autores del estudio, dijo que el uso de la técnica Levallois ‘representa un gran aumento en la complejidad de la tecnología porque hay muchos pasos que se deben dar para obtener el producto final en comparación con las tecnologías anteriores’.

‘Nuestro trabajo muestra que las personas en Asia oriental eran tan capaces de innovar como en cualquier otro lugar. Las innovaciones tecnológicas en el este de Asia pudieron ser locales y no siempre llegaron desde Occidente’, señaló.

Marwick, que trabajó en colaboración con universidades de China y Australia, utilizó luminiscencia estimulada ópticamente para fechar los artefactos, a fin de determinar cuándo una muestra de sedimento se expuso por última vez a la luz solar, y establecer así cuánto tiempo puede haber estado enterrada baja otras capas. EFE


EFE

 
EFE