0
Publicado el 28 Enero, 2020 por Redacción Digital en Ciencia
 
 

Supernovas

Explican la explosión más brillante del universo

La, supernova superluminosa SN 2006gy emitió 50.000 veces más luz que el Sol; en su pico máximo brilló más que una galaxia entera y, de hecho, seis años después aún era visible en nuestro sistema solar.

supernova

Las explosiones en el universo y captadas por los telescopios espaciales tienen un nombre: supernovas. Este tipo de eventos son un gran misterio para la ciencia y los científicos. Y es que el estallido de las estrellas aún genera muchas incógnitas relacionadas con el origen de nuestra existencia y propio sistema solar.

Pero, existe un evento más extraño y aún más desconocido. Son detonaciones que brillan hasta 100 veces más que las normales: las llamadas supernovas superluminosas.

La más reciente fue la SN 2006gy y sucedió en 2006. En esa oportunidad, la explosión de esa supernova superluminosa emitió 50.000 veces más luz que el Sol; en su pico máximo brilló más que una galaxia entera y, de hecho, seis años después aún era visible en nuestro sistema solar.

En la actualidad, un equipo de astrofísicos del Instituto Max Planck de la Universidad de Estocolmo junto con colegas japoneses parecen haber identificado la razón del por qué ocurrió esta enigmática explosión.

Estallido de una “enana”

La nueva investigación, publicada en Science esta semana, apunta a que la explosión en las supernovas superluminosas pueden estar causadas tras el estallido de una enana blanca en órbita con otra estrella.

Dicho estudio ha identificado restos como una gran cantidad de hierro de la SN 2006gy que se estaba expandiendo rápidamente. Utilizando los modelos pudieron simular varios mecanismos que podrían haber producido el inusual brillo y espectro de SN 2006gy.

“Este estado de baja energía del hierro generalmente no se ve en las supernovas, donde las altas energías involucradas tienden a eliminar uno o varios electrones de los átomos”, señaló Anders Jerkstrand, autor principal del nuevo estudio en un comunicado.

En el caso de SN 2006gy, los investigadores explicaron que la enana blanca quedó atrapada en la atmósfera de la estrella más grande, rica en hidrógeno, donde giró en espiral hacia el centro y eso originó la súper explosión.

Poderosa onda de choque

La enorme energía liberó una poderosa onda de choque expulsando toda su masa a velocidades de alrededor de los 10.000 kilómetros por segundo.

La energía liberada en la explosión también causó un aumento extremo en la luminosidad que 238 millones de años después llegara a la Tierra.

“Que una enana blanca pueda estar en una órbita binaria cercana con una estrella compañera rica en hidrógeno y explotar rápidamente al caer al centro, brinda nueva e importante información sobre la hidrodinámica compleja de las explosiones de estrellas compactas y para la teoría de la evolución estelar binaria”, apuntó Anders Jerkstrand.


Redacción Digital

 
Redacción Digital