14
Publicado el 28 Octubre, 2019 por Redacción Digital en Cocina
 
 

Pollo asado en olla de presión

Es bueno tener en cuenta los siguientes detalles: Se le recomienda dejar el pellejo para que el azúcar agarre mejor y para preservar la masa, y el otro aspecto es que el azúcar ayuda a que el pollo tome ese color doradito que contribuye a conquistar a los comensales, pero no debe permitir que se pase, porque lo quemado tiene sabor amargo.
Pollo asado en olla de presión.

Pollo asado en olla de presión. (Foto: bohemia.cu).

A cargo de la REDACCIÓN DIGITAL

Ingredientes:

1 pollo entero

1 naranja agria (Puede usar dos dulces si están verdes)

1 cebolla blanca grande

½ taza de vino seco

1 cucharadita de sal

3 cucharadas de aceite

¼ cucharadita de pimienta

Azúcar prieta para dorar el pollo

Preparación:

Corte el pollo en octavos; límpiele la grasa lo más que pueda, pero no le quite la piel. Corte la cebolla en ruedas muy finas, agrégueselas al pollo, junto con el jugo de naranja, la sal y la pimienta. Déjelo en este adobo de un día para otro.

Cuando lo vaya a cocinar, tome una a una las postas del pollo y trate de que no se le queden pedazos de cebolla pegados. Ponga a calentar la grasa en una cazuela llana o sartén grande, y mientras se calienta bien embadurne ligeramente con el azúcar cada pieza, y colóquelas en la grasa caliente para que se doren –no quemarse-;  cuando haya terminado coloque el pollo en la olla de presión; échele el adobo con la cebolla, el vino seco.

Si lo deseas adicione una cucharada más de grasa, pues la que usó para dorar el pollo debe estar un poquito pasada. Tape la olla y déjela a fuego mediano durante 15 minutos. Si al abrirla tiene demasiado jugo, vuelva a colocarla a la candela hasta que alcance el punto que usted desee. ¡Y listo!


Redacción Digital

 
Redacción Digital