0
Publicado el 23 Diciembre, 2019 por Redacción Digital en Cocina
 
 

Praliné de maní

El preliné se puede preparar en cantidades mayores que las indicadas en la receta, y después de molido, conservarlo en latas o pomos, para no tener que hacer cada vez que se va a emplear en una receta
Praliné de maní.

El praliné de maní -como el de otras semillas- se puede usar para rellenar bombones, bolitas y en muchos dulces más. (Foto: elgourmet.com).

A cargo de la REDACCIÓN DIGITAL

Ingredientes:

½ taza de semillas de maní (pueden ser de almendras, avellanas u otras)

½ taza de azúcar blanca

Preparación:

Coloque el maní con el azúcar en una cacerola. Póngala al fuego y revuélvala constantemente, hasta que el azúcar se convierta en caramelo. Viértalo enseguida en una tartera engrasada con aceite. Déjelo enfriar hasta que se endurezca bien. Entonces córtelo en pedazos y muélalo. Ese polvo de caramelo y semillas es el preliné, que se emplea en repostería fina para muchos dulces. Se puede preparar en cantidades mayores, y después de molido, conservarlo en latas o pomos, para no tener que hacer cada vez que  se va a emplear en una receta.


Redacción Digital

 
Redacción Digital