0
Publicado el 21 Junio, 2018 por Rosa M. Cubela en Consejos
 
 

¡Adiós a las patas de gallo!

Diariamente estamos todos expuestos a un sinnúmero de factores ambientales que hacen sufrir a nuestra piel y provocan su envejecimiento prematuro. Como resultado de estas exposiciones, la piel pierde elasticidad, se vuelve áspera y adquiere rigidez
¡Adiós a las patas de gallo!

A los 35 años comienzan a salir las primeras arrugas. (Foto: modestacassinello.com).

A cargo de ROSA M.CUBELA

Los años no vienen solos. A partir de los 35 se empiezan a notar las primeras arruguitas en el contorno de los ojos. Finas, pero pronunciadas, las “patas de gallo”, son hendiduras que, para desgracia de las personas, se caracterizan por dar una tonalidad blanquecina a la zona ocular.

¡Disminúyelas!

Para las mujeres, más preocupadas por esto, recomendamos suaviza estas molestas arrugas con ayuda de estas recetas caseras a base de frutas y vegetales:

  • Mascarilla de zanahoria: En una licuadora mezclar una o dos zanahorias peladas, y agregarles una cucharada de aceite de girasol. Aplica, deja actuar por diez minutos y posteriormente enjuaga con agua tibia.
  • Mascarilla de fruta bomba: Elaborar un puré con una taza de pulpa. Puedes añadirle una cucharadita de jugo de piña, para aumentar sus propiedades exfoliantes. Aplica la mezcla y deja actuar de 10 a 15 minutos. Enjuaga la cara con agua tibia. Repite este procedimiento dos veces por semana. Esta fruta remueve las células viejas, descubriendo la piel de aspecto más fresco, por lo que puedes usarla en todo el rostro.

Además:

* Preocúpate por usar cosméticos de bajas concentraciones. La textura de la zona ocular es muy fina y absorbe fácilmente las sustancias. Además, asegúrate de que contengan ph neutro. Esto indica que es apto para todo tipo de piel, por lo que no la maltratará.

  • Utiliza gafas y sombreros de ala ancha. En conjunto con la loción antisolar. Estos te ayudarán a mantener la piel de tus ojos más protegida.
  • Escapa del humo. La permanencia prolongada en un ambiente lleno de humo es otro de los factores que aceleran la aparición de arrugas. Este tiende a irritar, secar y hacer que cierres los ojos. El hábito de fumar, aunque no lo creas, contribuye a la formación de las famosas “patas de gallo”, de allí la importancia de evitarlo.

Recuerda poner a prueba estos consejos y observarás cambios efectivos en pocas semanas. De esta manera, podrás mantener tu piel hidratada y tersa diariamente


Rosa M. Cubela

 
Rosa M. Cubela