0
Publicado el 11 Junio, 2020 por Rosa M. Cubela en Consejos
 
 

Cuidado con el sol

Sin tener en cuenta los horarios aconsejados, ni las protecciones necesarias para evitar daños en la piel, y olvidando que además de los daños físicos pueden verse de visitar a un especialista, muchas personas se exponen al sol
Cuidado con el sol.

La exposición al sol puede resultar muy perjudicial. (Foto: lagacetadesalamanca.es).

A cargo de ROSA M CUBELA

Recomendaciones especiales para las personas que concurren a las playas:

1-Exponerse progresivamente a los rayos solares, evitando permanecer durante períodos muy prolongados. El horario ideal es antes de las 10:00 de la mañana y después de las 4:00 de la tarde.

2-Para evitar el enrojecimiento de la piel es necesario protegerse con filtros solares, especialmente los niños y las personas de piel muy blanca. Aunque el día esté nublado, las radiaciones ultravioletas del sol actúan igualmente de manera implacable. Es recomendable, asimismo, protegerse la cabeza con sombrero y también usar lentes de sol con protección ultravioleta.

3-Ciertos medicamentos, entre ellos los antibióticos, presentan reacciones secundarias cuando la persona que los está tomando se expone desmedidamente al sol. Manchas en la piel son, entre otras, algunas de las manifestaciones indeseadas.

4-Hay quienes creen que es bueno mojar la ropa que se lleva puesta para mitigar los efectos del sol sobre el cuerpo, pero deben saber que cuando se humedecen las prendas estas se vuelven permeables a los rayos ultravioletas.

5-No es suficiente ponerse debajo de una sombrilla para guarecerse de las radiaciones solares, pues aun así se recibe el 25 por ciento de ellas. La luz del sol se refleja ciento por ciento en el agua y 25 por ciento en la arena.

6-Durante el tiempo que se esté expuesto al sol deben ingerirse abundantes líquidos y al regresar a la casa es bueno darse una ducha y humectar la piel con crema hidratante.


Rosa M. Cubela

 
Rosa M. Cubela