0
Publicado el 25 Agosto, 2016 por Prensa Latina en Cultura
 
 

Danny Glover: Actuar es inspirarse en la vida

(PL)

(PL)

Por Fausto Triana

Santiago de Chile, 25 ago (PL) Llegó a Chile como invitado especial del Santiago Festival Internacional de Cine (Sanfic 12) y se marcha con una estela de enormes simpatías: Danny Glover habló del mundo y de la vida.

Con público apasionado, en una velada al mejor estilo de Actors Studio, Glover respondió a Prensa Latina acerca de su estilo de actuación y sus motivaciones, con una respuesta sencilla y directa: me inspiro en las personas.

Así confesó que en Places in the Heart (exhibida a veces como En un lugar del corazón), el pañuelo que regala a Sally Fields era realmente de su madre, quien falleció justo el día en que supo le darían un papel en la película.

‘Fue mi primer rol importante en el cine y como hacía desde siempre en el teatro, cuando dedicaba decenas de trabajos a Nelson Mandela, en Places in the Heart todo el tiempo tuve a mi madre en la mente’, relató.

De su rico anecdotario contó también que Lawrence Kasdan le dio la oportunidad de actuar en Silverado (1986), como un vaquero negro de esos que no abundan en Hollywood ‘que estigmatiza los western’.

‘En realidad si hubo negros en el oeste norteamericano y eso me permitió lucirme en Silverado. Luego, me tocó el papel de Albert en El Color Púrpura, que deja ver otra arista en la cual afloran conflictos de odio y frustraciones’, apuntó.

Los recuerdos de la saga de Arma Letal con Mel Gibson son todavía muy agradables, como igualmente haber trabajado con Wes Anderson en Los excéntricos Tenenbaum (The Royal Tenenbaum) junto a Gene Hackman y Anjelica Huston.

‘Wes es un personaje tremendo. En una ocasión le presente a Kofi Annan, cuando era secretario general de la ONU y Wes salió con una de las suyas. Le dijo que su rostro (de Annan) hubiese sido ideal para la película’, comentó riéndose a carcajadas.

En un paréntesis sobre la política, Glover expresó gran preocupación por el ascenso de Donald Trump en la campaña electoral de Estados Unidos y su estrategia de excavar dentro de miedo, rabia o frustraciones de los estadounidenses.

Apela a las emociones primitivas, además de enfocarse contra los inmigrantes y ofrecer soluciones absurdas, acotó.

Preguntado acerca de los aportes que desearía hacer junto con sus labores como embajador de buena voluntad de la Unicef, se manifestó particularmente contrariado por los desafíos del cambio climático y las respuestas de los gobiernos.

‘Es como un gorila que todos tenemos en nuestros closets, cuando yo era un niño había en el mundo dos mil 500 millones de personas; ahora pasan de siete mil millones y tenemos un solo planeta y se requieren acciones para salvarlo’, sentenció.


Prensa Latina

 
Prensa Latina