0
Publicado el 27 Enero, 2018 por ACN en Cultura
 
 

Hilando y deshilando, una propuesta minuciosa y necesaria

De acuerdo con la propia escritora de la provincia de Sancti Spíritus-en la región central de Cuba , es esta una propuesta de ensayos que pone a consideración de la crítica literaria latinoamericana un concepto que conlleva a ese procedimiento de análisis denominado discurso de la resistencia
Hilando y deshilando, una propuesta minuciosa y necesaria

La ceremonia de entrega del Premio Casa de las Américas se efectuó el jueves en la Sala Manuel Galich de esa institución cultural.

Por YAINERYS ÁVILA SANTOS

Foto: ABEL PADRÓN PADILLA

Cerca de 20 años dedicó Yanetsy Pino a construir el corpus del texto que acaba de alzarse con el Premio Literario Casa de las Américas 2018 en el apartado de Estudios sobre la Mujer, galardón que por primera vez recae en una autora de Cuba.

 Hilando y deshilando la resistencia (Pactos no catastróficos entre identidad femenina y poesía) es una minuciosa y abarcadora investigación que genera un procedimiento de análisis, pero también una manera de mirar los ejercicios escriturales de las mujeres, en la poesía.

De acuerdo con la propia escritora de la provincia de Sancti Spíritus, es esta una propuesta de ensayos que pone a consideración de la crítica literaria latinoamericana un concepto que conlleva a ese procedimiento de análisis denominado discurso de la resistencia.

Dijo que ese discurso de resistencia pretende además escudriñar cómo las autoras construyen sujetos de enunciación que abogan por la identidad femenina, no por la edificada desde la ideología patriarcal, sino desde la multiplicidad y la condición real de cada mujer.

La profesora, primera cubana que desde la instauración del apartado en 1994 recibe el galardón, subrayó que ese estudio comenzó cuando apenas era una estudiante universitaria y desde entonces ha signado sus posteriores tesis de maestría en Estudios Lingüísticos-Editoriales y de Doctora en Ciencias Literarias.

Sistematizar en aquellos años iniciales lo que sucedía en materia de teorías, definiciones y conceptualizaciones en torno a las problemáticas del género femenino y del ser mujer, llevó a Pino Reina a enamorarse del tema y a definir que esa línea de investigación marcaría el resto de su vida.

Desde entonces, apuntó, he tratado de especializarme en los estudios de género y eso ha permitido, a su vez, crearme una conciencia a favor de la emancipación de la mujer porque, pese a todo lo desandado, las sociedades del siglo XXI son aún inequitativas y no tienen la inclusión en sus prácticas.

Al referirse a la poesía como base de su recién galardonado texto, la Doctora en Ciencias significó que este es un género catártico per se, más cercano a la proyección de la identidad; en tanto, puntualizó que el estudio se centra en toda la obra de las poetas cubanas del siglo XX.

Puede decirse que esta es una investigación para que las académicas y las estudiosas del tema tengan un instrumental teórico y crítico que les facilite el acercamiento a los libros poéticos, refirió.

Sorprendida aún por el premio de la prestigiosa institución, Pino Reina acotó que ya finalizó otro texto de ensayos donde trabaja cómo la resistencia se instala en la literatura de la región, sobre todo en los países colonizados por España, sin importar que los autores sean hombres o mujeres.

Con anterioridad, los espirituanos Gumersindo Pacheco y Mildre Hernández Barrios, ambos en la categoría de Literatura infantil y juvenil, y Reinaldo García Blanco, en Poesía, habían sido distinguidos con el Premio Casas de las Américas.

El premio Casa de las Américas 2018, reconoció al escritor cubano Rafael de Águila en la manifestación de cuento, al argentino Fernando José Crespi en teatro, y al barbadense Anthony Kellman, en literatura caribeña en inglés o creol.

La argentina Ana Forcinito mereció el lauro en ensayo y en la categoría de literatura brasileña se impuso Carlos Cortez Minchillo. (ACN).


ACN

 
ACN