0
Publicado el 12 Febrero, 2018 por Roxana Rodríguez en Cultura
 
 

FERIA INTERNACIONAL DEL LIBRO

Redescubrirnos leyendo

Verde Olivo llegó a la cita literaria con diversas propuestas

 

El legado de Fidel vuelve al catálogo de este sello editorial.

El legado de Fidel vuelve al catálogo de este sello editorial.

Por ROXANA RODRIGUEZ TAMAYO

Fotos: Cortesía de la EDITORIAL VERDE OLIVO

Más de cincuenta volúmenes, entre novedades y reimpresiones, puso a disposición de los lectores esa casa editorial cubana en la edición 27 de la fiesta del libro y la lectura. Novela, literatura infantil y, en especial, ensayos y testimonios, son algunos de los géneros que conforman la lista de textos, los cuales, en su mayoría, proponen un acercamiento a la historia reciente de la Revolución Cubana.

Dos libros recién salidos de la imprenta son los dedicados al Comandante en Jefe, ambos fruto de la labor periodística de colegas al servicio de la prensa nacional: Fidel es un país y Ahí viene Fidel.

El primero deviene obra imprescindible para todas las generaciones de cubanos, presentes y futuras; y devela al líder histórico de la Revolución junto al pueblo y a la cabeza de los importantes proyectos emprendidos desde la victoria de enero de 1959.

Contiene 90 instantáneas, en blanco y negro, hechas por el fotorreportero Jorge Valiente, y textos de una periodista de BOHEMIA, Sahily Tabares, que contribuyen a enriquecer el imaginario épico de la fotografía documental antillana, en tanto contextualizan y visibilizan la conciencia y los valores excepcionales de un ser humano de trascendencia universal.

Ahí viene Fidel, de los reporteros Yunet López (Juventud Rebelde) y Wilmer Rodríguez (Sistema Informativo de la

Ahí viene Fidel, un éxito en la Feria habanera

Ahí viene Fidel, un éxito en la Feria habanera

Televisión Cubana) llegó a esta Feria con la emotividad de quienes tuvieron el privilegio de participar en la caravana que recorrió las calles y carreteras de toda Cuba durante las exequias del Comandante.

El libro agrupa 17 crónicas y más de un centenar de fotografías, realizadas por los destacados artistas Alex Castro, Roberto Chile y Carlos Garaicoa. Ellas describen y documentan el sentir popular en tan aciagas jornadas de duelo, acaecidas entre finales de noviembre y principios de diciembre de 2016.

Otra de las novedades es Tan solo 16, del general de división Rogelio Acevedo González, cuyo eje central discurre en torno a las peripecias y vivencias del autor, entonces adolescente, y de su hermano, poco antes de ser acogidos en la Columna Ocho Ciro Redondo, a las órdenes del Comandante Ernesto Guevara.

Asimismo, para los seguidores de la historia relacionada con las gestas insurreccionales libradas en las ciudades y las montañas de la Sierra Maestra, hay algunas proposiciones. Una de ellas es Frente Camagüey, obra concebida por un colectivo de autores, acerca de acontecimientos de la lucha clandestina en esa provincia, desde la voz de sus protagonistas.

Se suman a este apartado, Cien fuegos de sonrisas, de Elvia Rodríguez Caraballo, una acertada aproximación a la personalidad del Señor de la Vanguardia, su protagonismo como revolucionario y la confianza en Fidel y la Revolución.

A propósito del aniversario 150 del inicio de las guerras por la independencia cubana, uno de los volúmenes recomendados, entre otros interesantes, es Máximo, el hombre sin el que no se puede escribir la Historia de Cuba, un compendio de las principales etapas y sucesos relevantes sobre el prócer cubano de origen dominicano.

Para elogiar nuestra riqueza identitaria desde el gracejo popular y la agudeza del humor criollo, Crónicas de pueblo viejo, de Juan Miguel Cruz Suárez, es una alternativa que invitó a reír, mientras se reconocen costumbres locales y la idiosincrasia del terruño donde nacimos.

La figura del Apóstol conmovó a los más jóvenes de casa, en el aniversario 165 de su natalicio, con José Martí. Un cubano a prueba de grilletes, de María Luisa García Moreno. También, para los infantes encontramos Con mis pequeños cosmonautas, del general de brigada Arnaldo Tamayo Méndez, así como Pim y la mariposa azul, de Juan Miguel Cruz Suárez.

La personalidad de hombres trascendentales de nuestra historia patria será un regalo necesario para las nuevas generaciones.

La personalidad de hombres trascendentales de nuestra historia patria será un regalo necesario para las nuevas generaciones.

Además, volvieron a verse en la Feria Un niño llamado Fidel Alejandro, de María Luisa García Moreno y Rafaela Valerino Romero; y ABC patriótico, de Haydée Suanes Canet y Fernando Rodríguez Pórtela.

No faltaron en estos días los textos dedicados a revelar la personalidad del Guerrillero Heroico y el Padre de la Patria. Por ejemplo, el libro de Roberto A. Hernández Suárez, Céspedes: con fuerza como la luz; y un tabloide iconográfico del Che. Tampoco, aquellos que –mediante el testimonio y el ensayo– se acercan a la vida de héroes y mártires poco abordados en la historiografía nacional.

De la misma manera, el catálogo de sugerencias se abre al tratamiento del papel de la mujer en la Revolución; y a las epopeyas cubanas en distintas misiones (médicas y militares) en tierras africanas y otras regiones del mundo. Sin duda, invitaciones literarias para redescubrirnos leyendo.

Tras el éxito de estas presentaciones en el capítulo habanero de la Feria, continuarán apareciendo en los stand de su recorrido por las demás provincias.


Roxana Rodríguez

 
Roxana Rodríguez