2
Publicado el 28 Julio, 2018 por Redacción Digital en Cultura
 
 

Adios al querido colega Pedro Hertnández Soto

“Para el asombro de muchos, aún trabajo, asunto para mí muy importante, ante todo por sentirme útil”, escribió recientemente.

Bohemia despide al querido compañero Pedro Hernández Soto con un abrazo que excluye el olvido, las más sentidas condolencias a sus familiares, y esta nota tan acertadamente seleccionada y publicada el el órgano de nuestra UPEC:

En la presentación de su blog Café mezclado, Pedro Hernández Soto se describió así. Y Cubaperiodistas toma sus palabras en ocasión de su fallecimiento, ocurrido hoy 27 de julio:

“El propietario es un hombre nacido en Cienfuegos, hace ya más de 72 años, con predilección por el pescado, los mariscos, el olor a salitre y bañarse en el mar, aunque no es devoto de Yemayá ni de algún otro orisha o santo.

“De procedencia humilde: padre chofer de alquiler (de los de antes) y madre costurera, tuvo hermana y hermano, todos ya fallecidos, y posibilidades –tras el 59– de estudiar una carrera universitaria. Ahora tengo hijos, nietos y sobrinos. Para el asombro de muchos, aún trabajo, asunto para mí muy importante, ante todo por sentirme útil.

“Lo de Café mezclado. Aromas cotidianos tiene que ver con lo que piensa, recuerda, siente y aprecia uno que ha sido estudiante (desde la primaria hasta estar a punto de terminar un doctorado en ciencias), trabajador azucarero en tres provincias, profesor universitario, director de un periódico provincial, funcionario del Partido, vicepresidente de la televisión cubana y editor-jefe de la revista Bohemia mensual y del sitio web Bohemia digital.

“Sí, Café mezclado por lo diverso de los artículos que aquí pienso poner: míos, de amigos u otros sitios, y de cuantos temas estime conveniente, siempre con valores apreciables. Y Aromas cotidianos porque algunos de esos textos van a surgir cada día por los encuentros, desencuentros, evocaciones y sueños”.

Y en otro trabajo suyo titulado “Mi Bohemia”, por el 110 aniversario de la publicación, celebrado recientemente, escribió:

“Ya en la tercera edad de la vida la Revolución me dio la posibilidad de trabajar en BOHEMIA, nunca antes lo había imaginado. Allí laboré durante 15 años y aumentó mi amor por ella. En el laboreo diario aumentó mi interés por su acción y reacción en el devenir histórico y de ahí la idea de escribir esta sumatoria de notas, citas y reflexiones, que le ofrezco con todo gusto.

 


Redacción Digital

 
Redacción Digital