0
Publicado el 3 Marzo, 2016 por Rafael Pérez en Deportes
 
 

Otro vistazo a Río 2016

Entretelones cubanos hacia los Juegos Olímpicos
Compartir
La lesión del destacado triplista Pedro Pablo Pichardo (esguince en el tobillo derecho) no debe comprometer su asistencia a Río 2016 (Foto: juventudrebelde.cu )

La lesión del destacado triplista Pedro Pablo Pichardo (esguince en el tobillo derecho) no debe comprometer su asistencia a Río 2016 (Foto: juventudrebelde.cu )

Por RAFAEL PÉREZ VALDÉS

Otros importantes entretelones, relacionados con los atletas cubanos, salieron a relucir hace pocas horas en un nuevo análisis sobre los Juegos Olímpicos de Río 2016 (a celebrarse del 5 al 21 de julio).

Entre ellos que el comercializado deporte moderno, que por ejemplo exige para clasificar hacia ellos la asistencia a un número determinado de competencias, nos ha obligado, solo por conceptos de salidas al exterior, a desembolsar dos millones de dólares.

Y ese nos pareció uno de los apuntes más trascendentes que dejó este miércoles el programa televisivo la Mesa Redonda, que por segundo día consecutivo abrió su espacio para el tema Cuba rumbo a Río 2016.

En esa línea, por citar tan solo dos ejemplos, se encuentra el próximo fogueo de dos equipos: el masculino de voleibol (ya clasificado para Río 2016), y el femenino de baloncesto (todavía pendiente).

Los de la malla alta participarán en la Copa Panamericana, del 19 al 27 de mayo, clasificatoria para la Liga Mundial de 2017.

Las baloncestistas irán a topar en mayo con la selección nacional brasileña, y del cuatro al siete de junio se encontrarán en España, midiéndose al elenco local y también al canadiense, según informó José Antonio Miranda, director de Alto Rendimiento del Inder.

Hubo más…

Entre otros temas Jorge Pavel Pino, director del Instituto de Medicina Deportiva, reveló que la lesión del destacado triplista Pedro Pablo Pichardo (esguince en el tobillo derecho) no debe comprometer su asistencia a Río 2016.

Pino dijo que en los cuatro años del ciclo olímpico solo ocho deportistas cubanos han dado positivo en pruebas antidoping (entre 584 controles), y ninguno de ellos tenía que ver con Río 2016.

“Si lo comparamos con lo que está ocurriendo en el mundo es una cifra insignificante”, indicó.

“Lo cual demuestra que se puede ser campeón sin acudir a sustancias dopantes”, agregó.

Más de 100 comentarios de televidentes del día anterior habían sido subidos al sitio digital Cubadebate.

Y en el transcurso de la Mesa Redonda se respondieron preguntas de ellos relacionadas con las condiciones del Centro de Entrenamiento Cerro Pelado, las del Campo de Tiro, el Complejo de Piscinas Baraguá, la preparación del vallista Dayron Robles (marcha bien)… entre otras.

Compartir

Rafael Pérez

 
Rafael Pérez