0
Publicado el 23 Mayo, 2017 por Abelardo Oviedo Duquesne en Deportes
 
 

Optimista rúbrica (+fotos)

En pos de nuevas conquistas comparecieron a la justa más de 200 deportistas. Los analistas reunidos en la sala de armas de la urbe borinqueña juzgaron, de manera elocuente, el quehacer de los experimentados, y noveles, esgrimistas del país. Porque demostraron que, con asistir frecuentemente a los escenarios internacionales, recobrarán la prominencia alcanzada en el siglo pasado
Esgrima: Optimista rúbrica.

Elizabeth Hidalgo alcanzó medalla de bronce.

Por ABELARDO OVIEDO DUQUESNE

Fotos: FEDERACIÓN INTERNACIONAL DE ESGRIMA

La más joven edición del Campeonato Centroamericano y del Caribe de esgrima, tuvo un escenario más próximo al territorio de la mayor isla de Las Antillas. Durante varias jornadas (30 de abril al 7 de mayo) el coliseo puertorriqueño Pedrín Zorrilla de San Juan, la capital de Puerto Rico. Venezuela lideró el encuentro que con seis medallas de oro tres de plata y dos de bronce escoltada por Cuba (4-3-7) y México, 2-2-6.

Ella significó el debut de la mayoría de los tiradores cubanos, así como para los de otras naciones. Y concedió boletos para los Juegos Centroamericanos y del Caribe que ocurrirán en el verano de 2018 en Barranquilla, Colombia.

En pos de nuevas conquistas comparecieron a la justa más de 200 deportistas. Los analistas reunidos en la sala de armas de la urbe borinqueña juzgaron, elocuentemente, el quehacer de los experimentados, y noveles, esgrimistas del país. Porque demostraron que, con asistir frecuentemente a los escenarios internacionales, recobrarán la prominencia alcanzada en el siglo pasado.

El palmarés en la liza individual fue como sigue: Florete: Humberto Aguilera (oro). Rubén Jay (quinto). Riubén Jay (séptimo). Elizabeth Hidalgo y Elisa Tamayo (bronce). El seleccionado obtuvo la medalla de bronce.

Sable: Yoandri Iriarte y Noslan Montalvo (bronce). Yaritza Boulet (quinto). Bailín Robert (noveno). Aymara Tablada (trece). En la justa por colectivos los varones terminaron en cuarto lugar y las hembras en el segundo.

Esgrima: Optimista rúbrica.

Las habilidades de los tiradores mexicanos estropearon más de una ilusión en el evento.

Por supuesto los tiradores de mayor brillo fueron los espadachines. Las damas obtuvieron medalla de plata por intermedio de Yamilka Rodríguez. Seily Mendoza terminó en bronce. Dianelis González resultó la sexta mejor competidora.

Los caballeros arrasaron. En la disputa individual lograron el cetro individual (Junior Reytor), así como el bronce (Reinier Henríquez) y el séptimo escaño (Ringo Quintero). Las dos tríadas conquistaron el liderazgo en la pugna por colectivos.

El resultado de los tiradores de la Isla Grande del Caribe fue superior al de los Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz, México, en 2014. Entonces solo obtuvieron dos títulos, ningún sub liderazgo y nueve medallas de bronce.

Empero, la única forma de ganar credibilidad entre propios y extraños es mediante seductoras actuaciones. Acudir a los encuentros fuera de casa es la senda ideal para rubricar ese empeño. Solo con esa proyección garantizarán otra optimista rúbrica en el adiós de este cuatrienio, que culminará en 2020 con la celebración de los XXXII Juegos de la Era Moderna en Tokio, la capital de Japón.

 


Abelardo Oviedo Duquesne

 
Abelardo Oviedo Duquesne