0
Publicado el 21 Julio, 2017 por Dayán García La O en Deportes
 
 

GIMNASIA ARTÍSTICA

El camino correcto

Comenzó el ciclo olímpico con la clasificación de todos sus efectivos a la cita centroamericana y del caribe el próximo año
Se espera mucho del equipo masculino cubano para el presente ciclo olímpico. (gimnasialatina.com)

Se espera mucho del equipo masculino cubano para el presente ciclo olímpico. (gimnasialatina.com)

Por DAYÁN GARCÍA LA O

Así comenzó todo en 2013 para la gimnasia artística cubana. En aquel entonces, individualidades como Manrique Larduet y Yesenia Ferrera lucieron en un Festival Deportivo con sede en México y luego sus huellas se escribieron con gloria en los multideportivos de Veracruz 2014, Toronto 2015 y la presencia de tres especialistas (dos hombres y una fémina) en los olímpicos de Río 2016.

En el camino Yesenia se bajó del carro y fue Marcia Videaux la que enamoró a la Ciudad Maravillosa; entre los muchachos lucieron bajo los cinco aros el subcampeón mundial Manrique Larduet y su compañero de mil batallas, Randy Lerú.  Recordemos que Larduet compitió con una grave lesión, y aun así, logró la mejor actuación de un cubano en estas lides, con un quinto lugar y su inclusión en tres finales.

En la actualidad, los equipos completos de ambos sexos de la artística aseguraron presencia en Barranquilla tras ser protagonistas en el Festival Deportivo de Guatemala, que aconteció entre el 27 de junio y el 4 de julio.

Entre las chicas, las cubanas se agenciaron una plata por colectivos a pesar de competir con solo cuatro exponentes. Las discípulas de Yareimi Vázquez concluyeron con 152.450, bastante cerca de las doradas mexicanas (153.450). Lo mejor corrió a cargo de la reaparecida Yesenia Ferrera, quien luego de alrededor de dos años alejada de las competiciones, dominó el all around con 54.550, mientras que la olímpica Videaux concluyó segunda con 52.300. Entre los aparatos, la santiaguera Ferrera se impuso en vigas y ejercicios en el suelo, en tanto la granmense Videaux lideró las barras asimétricas. Las otras dos cubanitas que vieron actividad en Guatemala fueron las noveles Liudmila Rodríguez y Norma Zamora.

Para los hombres la tarea fue un poco más tranquila. El grupo, bajo la égida de Carlos Gil, sumó 240.400 unidades, seis rayas más que su perseguidor Venezuela.

La nómina, integrada por Larduet, Lerú, Rafael Rosendi, Alberto Leyva y Yordanis Guerra, cumplió con lo pronosticado y vaticinan un equipo muy competitivo de cara al presente ciclo olímpico.

Mucha expectativa despertaba el regreso de Larduet, segundo en el all around del mundial de Glasgow 2015, sin competir desde la lesión sufrida en Río de Janeiro. El especialista fue el mejor en anilla y paralelas, dos disciplinas en las que tiene amplias posibilidades de imponerse en cualquier escenario.

Como estrategia rumbo al mundial de octubre en Canadá, el santiaguero no participó en manos libres, pero ello no impidió que Cuba se llevara el oro en el concurso de máximo acumulador, por intermedio de Lerú con 80.750 unidades.

Resulta interesante que la fortaleza de contar con una Escuela Nacional de Gimnasia, donde se concentran los talentos desde edades tempranas comienza a dar sus frutos, y ya están tocando las puertas del quinteto de lujo varios deportistas con ejecuciones de nivel mundial, como Adrián Vergara, Ubert Godoy y Oscar Félix Villegas.

“Reforzando la labor individual de cada uno lograremos un conjunto sólido. Soñamos con la clasificación olímpica por equipos. Poco a poco nos hemos ganado el respeto como colectivo en nuestra región. Ya arrancamos, ahora no se puede parar”, dijo vía Facebook el entrenador Carlos Gil.

Ya con un ciclo de experiencia y con la permanencia de las principales figuras, la gimnasia artística cubana dio un buen primer paso de cara a superar actuaciones precedentes. La materia prima, las ganas y la voluntad de atletas y entrenadores están presentes. Bien cerca espera la principal prueba de fuego de 2017, el mundial de Montreal en el mes de octubre, al que Cuba debe llegar con un par de exponentes en cada sexo.


Dayán García La O

 
Dayán García La O