0
Publicado el 28 Julio, 2017 por Dayán García La O en Deportes
 
 

Listos para la pasión

Este 5 de agosto los campeones granmenses reciben en el estadio Mártires de Barbados a Villa Clara para que se escuche el Play Ball de la temporada número 57 de la pelota cubana

 

Por DAYÁN GARCÍA LA O

El miembro del Salón de la Fama del béisbol cubano, Orestes Kindelán, tiene el objetivo de devolver la pasión a los santiagueros. (cubadebate.cu)

El miembro del Salón de la Fama del béisbol cubano, Orestes Kindelán, tiene el objetivo de devolver la pasión a los santiagueros. (cubadebate.cu)

Son muchas las razones que hacen de esta Serie Nacional una de las más esperadas del último lustro de clásicos domésticos del deporte de las bolas y los strikes. Lo principal tiene que ver con tres históricos de la pelota en Cuba: los azules de Industriales, los rojos de Santiago de Cuba y los verdes de Pinar del Río.

Sucede que los de la capital redondearon un equipo con un potencial que ligado a las exigencias del mentor Víctor Mesa, puede llegar a buen puerto cuando concluya la primera fase y hasta incluirse entre los cuatro primeros. Precisamente el mítico 32 y su llegada a la banca de los leones se convirtió en el mayor culebrón del tiempo muerto, luego de que el otrora jardinero central rompiera sus lazos con Matanzas, provincia que movió de la parte baja de la tabla a posiciones de podio, pero nunca a lo más alto. Mezcla de experiencia con jugadores de la talla de Alexander Malleta, Frank Camilo Morejón, Yordanis Samón, Juan Carlos Torriente y Stayler Hernández, con otros noveles como el talentoso Yolbert Sánchez y Víctor Víctor Mesa, pueden convertir el line up de los leones en uno de los más temidos de la próxima campaña.

Aquí están mis siete equipos favoritos para estar entre los seis clasificados a la ronda decisiva: Industriales, Santiago de Cuba, Pinar del Río, Ciego de Ávila, Villa Clara, Granma y Matanzas

Por si fuera poco, otro de los mejores peloteros de todos los tiempos, Orestes Kindelán, intentará devolver el brillo a las avispas de Santiago de Cuba, y si es cosa de predicar con el ejemplo, entonces el mejor jonronero de todos los tiempos en series nacionales tiene la mitad de la batalla ganada. Lo más esperanzador son los dos títulos consecutivos ganados en el sub 23, con una nómina que debe estar a punto para empeños mayores. Por esto están llamados a aportar jóvenes figuras como Yoelkis Guibert, Sergio Barthelemy, Dasiel Sevila y Lionard Kindelán. A ellos se unirán los experimentados Edilse Silva, Maikel Castellanos, Danny Betancourt y Alberto Bicet con el único objetivo de encender otra vez la pasión por el pasatiempo nacional en el Guillermón Moncada y en la Plaza de Marte. Material tiene el tambor mayor para conseguirlo.

Está en las manos de Isla de la Juventud, Guantánamo, Artemisa, Mayabeque, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Holguín, Las Tunas y Camagüey romper mis pronósticos y demostrar que en materia beisbolera no existen adivinos

Otro con el listón bastante alto en su debut es el pinareño Pedro Luis Lazo, quien debe explotar al máximo el poderoso cuerpo de pitcheo con que cuenta, pero por el pasado del rascacielos, pródigo de buenas actuaciones desde el montículo, esto no debe ser problema alguno. Siguen sus ases: Yosvani Torres, Erlys Casanova, Vladimir Baños y Raidel Martínez, junto a la incorporación de Liván Moinelo cuando cumpla su contrato en Japón. De exprimir los bates pativerdes y de cumplir lo pronosticado desde el montículo, Lazo podría regresar a la más occidental de las provincias a la segunda fase del campeonato.

Además de estos tres, que repito, deben repletar los cintillos informativos de la temporada, los avileños de Róger Machado se presentan con la misma regularidad de años anteriores, junto con los naranjas de Vladimir Hernández,  oxigenados con la inyección del subcampeonato sub 23 de ese territorio.

Una incógnita presenta el actual campeón, Granma, sin dos puntales como Roel Santos y Alfredo Despaigne, envueltos en la liga japonesa. Pero de mantener los alazanes el excelente trabajo monticular de la contienda pasada y contar con el apoyo ofensivo de Carlos Benítez, Guillermo Avilés y Yoelquis Céspedes, pueden pensar en pasar a la segunda fase, donde ya deben tomar turnos al bate los de la aventura asiática.

Otra nómina que busca mantenerse en la élite de nuestro béisbol es Matanzas. Ahora con Víctor Figueroa a la cabeza y con algunas reincorporaciones importantes, como las de Lázaro Herrera, Félix Fuentes y Yoan Hernández, los yumurinos tienen todas las armas para incluirse en el pelotón de vanguardia.

Aquí están mis siete equipos favoritos para estar entre los seis clasificados a la ronda decisiva: Industriales, Santiago de Cuba, Pinar del Río, Ciego de Ávila, Villa Clara, Granma y Matanzas. Está en las manos de Isla de la Juventud, Guantánamo, Artemisa, Mayabeque, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Holguín, Las Tunas y Camagüey romper mis pronósticos y demostrar que en materia beisbolera no existen adivinos y el que más sabe, tiene mucho por aprender.


Dayán García La O

 
Dayán García La O