0
Publicado el 4 Julio, 2017 por Prensa Latina en Deportes
 
 

Paul Seiler: enfrentar a Cuba en béisbol es el termómetro para EEUU

'Medimos el nivel competitivo de nuestro conjunto de acuerdo a sus resultados en la competencia con selecciones cubanas, ese es el verdadero termómetro para nosotros', expresó el directivo de la USA Baseball
Por Alfredo Boada Mola, enviado especial

(prensa-latina.cu)

Cary, Carolina del Norte, 4 jul .-Para Paul Seiler, el director ejecutivo de la organización USA Baseball, enfrentar a los cubanos en este popular deporte es el termómetro para Estados Unidos, a pesar de ganarle los últimos cuatro partidos a Cuba.

‘Medimos el nivel competitivo de nuestro conjunto de acuerdo a sus resultados en la competencia con selecciones cubanas, ese es el verdadero termómetro para nosotros’, expresó el directivo durante el sexto tope amistoso bilateral, que se celebra en las localidades de Cary, Charlotte y Durham, en Carolina del Norte.

Si nuestro equipo gana es porque estamos jugando bien, y si perdemos entonces sabemos que tenemos que hacerlo un poco mejor, agregó Seiler, un ferviente admirador de lo que el mismo llama ‘la pasión de los cubanos por el béisbol’.

Nuestros peloteros juegan muy robóticos, y queremos que sientan el mismo apasionamiento de los cubanos y los demás latinos por este deporte, dijo a un grupo de reporteros de la isla sobre la grama del estadio de los Toros de Durham, minutos antes del partido en que la selección nacional universitaria estadounidense superó por segunda vez al hilo a la novena caribeña.

¡Queremos que nuestros jugadores encuentren su cubano dentro!, quizás no por toda la temporada pero al menos por un par de semanas, comentó con una sonrisa esperanzadora el entusiasta directivo de USA Baseball.

Hemos estado en Cuba desde 2012 tres veces, y este es el tercer viaje de los peloteros de la isla a Estados Unidos, y todavía estoy impresionado de la estabilidad de estos topes y de cómo han seguido creciendo, y espero que esto siga hacia adelante por mucho tiempo, comentó.

Mi primer viaje a Cuba fue en 1996 al Campeonato Mundial Sub-18, en la ciudad de Sancti Spíritus, y ya suman 20 años de ir y venir a un país donde cada vez que voy quedo muy asombrado del nivel de conocimientos y de la inteligencia de las personas comunes de la calle sobre el deporte, sobre todo del béisbol. ¡Es asombroso!, acotó.


Prensa Latina

 
Prensa Latina