2
Publicado el 1 Agosto, 2018 por Rafael Pérez en Deportes
 
 

RECORDANDO (2)

D´Artagnan… le huyó a Ramón Fonst

Pablo de la Torriente Brau: escribió tan bien en La Habana 1930 que… hubiera merecido también una medalla de oro

Pablo de la Torriente Brau: escribió tan bien en La Habana 1930 que… hubiera merecido también una medalla de oro

Por RAFAEL PÉREZ VALDÉS

Se viven momentos dramáticos en los Juegos Centroamericanos y del Caribe Barranquilla 2018. Pero es inevitable, de vez en cuando, que se disparen los recuerdos hacia ediciones anteriores. El pasado tiene su espacio. ¿Nos montamos ya en la máquina del tiempo?

La segunda edición se disputó en La Habana de 1930.

Los dejamos con un resumen:

1.-Los segundos juegos se realizaron del 15 de marzo al 5 de abril de 1930.

2.-Aumentó la cantidad de países (nueve contra tres de la primera cita) y también de deportistas (596 ahora, 271 hombres cuatro años atrás en Ciudad de México 1926). Una señal de que la justa regional iba adquiriendo fuerza internacional, tarea nada fácil.

3.-Dos embarcaciones de la Marina de Guerra, los cruceros Cuba y Patria, recogieron en los puntos acordados a la mayoría de los participantes.

4.-Los de casa se adueñaron de la primera posición en la tabla de medallas (28 de oro-19 de plata-21 de bronce=68 en total). Así dejaron segundos a los mexicanos (12-18-10=40). Y terceros a los panameños (4-1-5=10), por citar a los únicos que ganaron títulos.

5.-La fiesta de los de casa se vivió en atletismo, béisbol, fútbol, esgrima, tenis, natación y tiro. El triunfo en el béisbol no pudo ser como invicto: hubo un revés ante los mexicanos.

6.-Los mexicanos revalidaron su dominio en baloncesto y clavados, y vencieron también en voleibol, deporte que se estrenaba, al igual que el fútbol.

7.-Debutaron las mujeres, aunque haya sido a un perfil todavía bajo: solo lo hicieron seis tenistas cubanas.

8.-El esgrimista Ramón Fonst, campeón olímpico en San Luis 1904, se mostró inmenso de nuevo: volvió a triunfar en florete y espada, sin recibir un solo toque en 21 combates. En el sable llevaba cinco éxitos, todos por 5-0, cuando se lesionó un tobillo.

9.-El panameño Reginald Bedford se destacó en el atletismo: ganó oro en 200 y 400 metros planos; bronce en 100 y 4×100.

10.-El muy destacado periodista cubano Pablo de la Torriente Brau, quien luego falleciera de un disparo en el pecho durante la Guerra Civil Española, escribió de forma brillante sobre estos juegos de La Habana, con humor y mucha imaginación (por lo cual, de paso, es una lectura que recomendamos muy convencidos…)

Vamos tan solo con dos ejemplos:

UNO:

Escribió que los juegos comenzaron justamente, cuando un negrito simpático, de menos años que la suma de mis dedos mecanográficos, con una blusa más blanca que su sonrisa ancha, se sentó a mi lado con la magnífica autoridad de quien se ha colado en el espectáculo…

DOS:

Al referirse al desempeño de Ramón Fonst, imaginó que D´Artagnan le dijo a Cyrano y a Lagardere:

-Compañeros, ¿no les parece que aquí estamos de más?

-Sí, vámonos, para no hacer el ridículo. A ese hombre no lo toca ni el aire…

Y se fueron, con sus espadas sonoras, sus bigotes atrevidos, y sus sombreros plumados, los tres grandes héroes de mi adolescencia, abochornados ante el triunfo incomparable del glorioso campeón de Cuba.

*****

La verdad es que hubiera sido muy bueno, en realidad buenísimo, que Pablo de la Torriente Brau pudiese encontrarse ahora escribiendo en los juegos de Barranquilla 2018.

(Fuente principal: Los Juegos regionales más antiguos. Juegos Centroamericanos y del Caribe, de Enrique Montesinos).


Rafael Pérez

 
Rafael Pérez