0
Publicado el 2 Agosto, 2019 por Dayán García La O en Deportes
 
 

JUEGOS PANAMERICANOS

Las estrellas no son el cielo

El equipo cubano de balonmano cedió en par de oportunidades consecutivas en Lima 2019
Compartir
Balonmano. A la defensa cubana le faltó movilidad en el choque ante Estados Unidos./ Jit
A la defensa cubana le faltó movilidad en el choque ante Estados Unidos.

Por Dayán García La O, enviado especial de BOHEMIA
Fotos Mónica RF/ Jit

Lima, Perú.- Quedaban 16 segundos en el reloj y Estados Unidos ganaba 26 goles por 25. Tiempo fuera. Cuba planifica su estrategia. En las gradas no se oye ni el más mínimo sonido. Los cubanos esperando el milagro del empate, los parciales norteamericanos rezando para que esto no suceda. La pone en juego Cuba, el central Guillermo Corzo mira al reloj y apura la jugada ofensiva, la pelota pasa por el interior Yoel Cuní, rota de banda para quedar en las manos del extremo izquierdo Yankiel Cruzata quien se levanta con posibilidades de buscar el gol y… ejecutó un pase más que arriesgado para que Cuní volara y consiguiera la anotación en el aire, dentro del área rival. ?En serio?

Lógicamente una jugada tan espectacular tiene que tener todos los detalles ajustados y para un equipo que no supo aprovechar sus oportunidades durante la hora de partido, no era justo que la providencia divina le regalara un desenlace feliz. En definitiva no se concretó el pase y los estadounidenses estallaron en júbilo y los cubanos agacharon la cabeza y salieron en tromba por la zona mixta, con la ilusión por el suelo y con las ganas mordidas, porque todos son conscientes de que perdieron la oportunidad bendita de certificar su regreso al máximo nivel continental.

Balonmano.El extremo Omar Toledano fue de los mejores jugadores por Cuba.
El extremo Omar Toledano fue de los mejores jugadores por Cuba.

Así terminó la historia después de este partido con Estados Unidos, que dejó un sabor amargo en todos los presentes en el Polideportivo 1 de la Videna y que seguramente hará pensar a muchos en este proceso que enfrenta el balonmano de rescatar a figuras que jugaban de forma independiente en varias ligas extranjeras. Lo que sí nadie puede negar es que algo faltó para que todo ese talento individual se pusiera en función del equipo que esperaba el pueblo.

El comisionado nacional Franklin Guevara, afectado como la mayoría todos los cubanos que estaban en la sala, dio la cara y conversó con la prensa acreditada. “Ante todo quiero pedirle disculpas al pueblo cubano –dijo y se tomó largos segundos de pausa- realmente esto no lo esperaba nadie. Es evidente que la responsabilidad total no es de los jugadores, hay que ser sinceros, no logramos realmente un teamwork. Lo que se planificó a priori, me atrevo a decir que no lo conseguimos.

Balonmano. En ocasiones fue difícil vencer por la línea central el muro defensivo de los norteamericanos
En ocasiones fue difícil vencer por la línea central el muro defensivo de los norteamericanos

“Este fue un equipo diferente al que jugó contra Chile, los muchachos tiene tremenda vergüenza deportiva, tremendos deseos, pero si no somos capaces de que todos piensen en equipo es muy difícil lograr los resultados. Los que nos llevamos de esta competencia es que cuando se tienen jugadores con tanta calidad y compromiso, tenemos que ser capaces nosotros de lograr unificarlos y de que todos los sistemas funcionen como un reloj. En esta ocasión no lo conseguimos y el máximo responsable de eso soy yo”, expresó Guevara con la voz entrecortada.

El directivo asumió con valentía que todavía no ha culminado el campeonato para Cuba. “Tenemos que concluir el calendario competitivo, nos resta el juego con el difícil elenco de Argentina. Aunque no cumplamos con el propósito hay que mejorar el sexto lugar alcanzado en Toronto y seguir trabajando en lo que nos faltó en esta oportunidad. Queremos clasificar al mundial el próximo año y ubicarnos en una mejor posición en esta área”, añadió el comisionado y se fue al camerino con sus compañeros, donde imagino que las palabras hayan sido fuertes, y que todos estén conscientes que con esa última jugada y la derrota ante Estados Unidos se llevaron uno de los mejores sueños de este enviado especial de BOHEMIA. Hasta aquí llegó la estela del Dream Team de Barranquilla 2018. Hay que empezar de nuevo.

Compartir

Dayán García La O

 
Dayán García La O