0
Publicado el 13 Enero, 2020 por Abelardo Oviedo Duquesne en Deportes
 
 

Sin visa para Tokio los voleibolistas cubanos

Fallaron a la hora cero en el preolímpico y no pudieron adjudicarse el boleto para los Juegos Estivales Tokio 2020. Canadá competirá en la fiesta de la llamada Tierra del Sol Naciente
Voleibol Cuba, final preolímpico en R. Dominicana

(Foto: Norceca)

Por ABELARDO OVIEDO DUQUESNE

La selección cubana incumplió la máxima para los eventos breves, y con paridad entre los elencos encartados, al ceder ante Canadá 2X3, y perder la chance de engrosar el organigrama del clásico de voleibol, clasificación masculina, perteneciente a  los XXXII Juegos Estivales que acogerá este verano Tokio, la capital de  Japón.

Aunque cedieron en el momento cumbre de la justa, la formación del país dejó una buena imagen en los aficionados que concurrieron al Mondoflex de Vancouver, Canadá pues, en la despedida  del preolímpico batieron a México 3X1 sets. El atacador Miguel López  fue el mejor anotador del encuentro con 21 puntos.

Como los canadienses superaron a Puerto Rico lograron el ticket para la cita que se extenderá entre el 24 y el 9 de agosto venidero.

Tras el ajetreo el capitán Livan Osoria dijo: “Fue una jornada triste para nosotros. El comportamiento del equipo suele ser mejor. No hicimos un buen trabajo. Estuvimos cerca de lograr el objetivo, pero nos desenfocamos. Frente a México el desempeño fue más loable”.

“El elenco cubano está formado por jugadores jóvenes. Esta fue una gran experiencia. La clasificación olímpica presupone transitar por un duro camina. Quizás puedan clasificar para París 2024”, precisaron los observadores.

El atacador central cubano Roberlandy Simón puntualizó: “Jugamos bien hoy y estamos contentos. En efecto, un poco triste por lo sucedido ante Canadá. Por ese resultado  adverso se nos fue la vida.

“Espero que el resto del equipo juegue en Europa en esta temporada, porque ese lugar es ideal para ganar experiencia y estar listo para enfrentar el futuro”.


Abelardo Oviedo Duquesne

 
Abelardo Oviedo Duquesne