0
Publicado el 9 Abril, 2020 por Giovanni Martinez en Deportes
 
 

ATLETISMO

Queremos volver a verles en la pista

Todos los integrantes de la preselección nacional permanecen en sus hogares para mantenerse sanos ante el azote del nuevo coronavirus
Atletismo Maikel Vidal podría completar un cuarteto de cubanos en el salto de longitud de Tokio. (Foto: ecured.cu

Maikel Vidal podría completar un cuarteto de cubanos en el salto de longitud de Tokio. (Foto: ecured.cu)

Por GIOVANNI MARTÍNEZ

Figuras de la talla de las discóbolas números uno y dos del mundo: Yaimé Pérez y Denia Caballero; el saltador de longitud Juan Miguel Echevarría; la pertiguista Yarisley Silva y el triplista Jordan Díaz no contaron con la opción de examinar su presente deportivo y actuar delante de su público tras la suspensión de la Copa Cuba, que debió celebrarse en La Habana en el mes de marzo.

El objetivo fundamental de la competencia, organizada desde 1969, es preparar a nuestros atletas para lides internacionales, por lo que la edición de este año hubiese sido ideal para que varios de los protagonistas demostraran sus eficiencias de cara a los dilatados Juegos Olímpicos de Tokio 2020 (ahora serán en 2021), hacia donde Cuba pretende llevar una representación importante en varias disciplinas del deporte rey.

Una de las pruebas más atractivas que ostentaba la reunión en el Este del litoral habanero era la del salto de longitud masculino, con la puja entre el campeón mundial bajo techo y bronce al aire libre Juan Miguel Echevarría, y un grupo que incluía a Maikel Massó, Lester Lescay y Maikel Vidal, que hubiera deleitado a los aficionados, sobre todo porque Vidal es el único de ellos que no ha conseguido aún el registro mínimo exigido para clasificar a la cita bajo los cinco aros (8.22 metros).

A tono con la situación global, la Federación Internacional de Atletismo anunció la suspensión de las paradas de la Wanda Diamond League concebidas para mayo: Estocolmo, Roma y Rabat e igualmente los campeonatos del mundo que debían celebrarse este verano en Eugene fueron aplazados hasta 2022. Anteriormente se había conocido que las reuniones de Doha y China tampoco tendrían lugar en abril, ante la batalla que se libra contra la pandemia del nuevo coronavirus.

Los responsables de la Wanda Diamond League afirmaron que tratarán de buscar nuevas fechas para los mítines, pero la salud de los atletas y su seguridad son la prioridad fundamental. Otros mensajes se han transmitido desde las redes sociales con el fin de alentar a los deportistas: “mantente a salvo, quédate en casa y espero verte pronto en una pista”.

El atletismo cubano –llamado a ser uno de nuestros deportes con mayor presencia en Tokio– tiene asegurados un total de 13 boletos para la cita cuatrienal, que como ya escribimos ha sido aplazada hasta 2021, lo que no significa que los competidores clasificados pierdan ese derecho. Según Thomas Bach, presidente del Comité Olímpico Internacional, “los atletas que se han clasificado para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 siguen clasificados”. Por tanto, la relación de confirmados en el atletismo por Cuba la integran la pertiguista Yarisley Silva y las discóbolas Yaimé Pérez y Denia Caballero. También los triplistas Liadagmis Povea, Jordan Díaz y Cristian Nápoles; la ochocentista Rose Mary Almanza y Zuriam Hechavarría en los 400 metros con vallas; además del saltador de altura Luis Enrique Zayas y el triplista Andy Díaz. Asimismo, competirán los saltadores de largo Lester Lescay y Maikel Massó, encabezados por Juan Miguel Echevarría, ganador del bronce mundial en Doha 2019, quien arribará a Tokio en 2021 unos días antes de cumplir los 23 años.


Giovanni Martinez

 
Giovanni Martinez