0
Publicado el 2 Diciembre, 2020 por Giovanni Martinez en Deportes
 
 

PALCO 211

Traigan bates, que sobran los batazos

César Prieto y Frederich Cepeda implantaron nuevos récords en la Serie Nacional 60
Compartir

Por GIOVANNI MARTÍNEZ

Durante la racha de 45 juegos consecutivos bateando de hit, César Prieto impulsó 29 carreras y anotó 49. (Foto: BORIS LUIS CABRERA)

Durante la racha de 45 juegos consecutivos bateando de hit, César Prieto impulsó 29 carreras y anotó 49. (Foto: BORIS LUIS CABRERA)

GERARDO HERNÁNDEZ NORDELO, Héroe de la República de Cuba, entregó 800 bates para la Serie Nacional, donados por Bill Ryan y la red canadiense de solidaridad con Cuba. La suma total asciende a casi 4 000 maderos desde que surgió la iniciativa en 2009, cuando aún cumplían injusta prisión los Cinco. Y bienvenidos sean esos implementos, pues si de algo no carece esta campaña es de batazos. Y si no pregúntenle al fuera de serie César Prieto, quien el 19 de septiembre inició una racha conectando de hit que no terminaría hasta completar la cadena de 45 desafíos consecutivos. El récord anterior, catalogado por la mayoría de los especialistas de insuperable, enraizado en series nacionales desde 1995 por el ya retirado santiaguero Rey Isaac con un total de 37 encuentros en línea fue quebrado por el camarero de los Elefantes en la presente zafra. La suerte estuvo del lado de los cienfuegueros desde el día que se conoció la noticia de que el joven de 21 años no viajaría a México para consumar su contrato con los Olmecas de Tabasco debido a la suspensión de esa liga por el azote de la covid-19, así que de inmediato se presagió que su constancia a la ofensiva sería un cumplido para la provincia que le vio nacer. En su cuarta temporada en activo se hizo realidad la galáctica marca, aún más significativa si tenemos en cuenta las características del presente año y su incidencia en el panorama deportivo mundial, que en el caso específico de nuestro torneo doméstico se le ha sumado también la afectación de una gran cantidad de partidos a causa de las lluvias. Por tanto, muchos de los compromisos reanudados han sido parte de una doble cartelera a siete innings, lo que para los bateadores se ha traducido en menos turnos. Fue precisamente el factor calendario el que influyó en que la espera fuera un poco más larga, pues cuando parecía que César había asegurado el récord, tuvimos que aguardar pacientemente a que se rescatara un partido que había quedado pendiente, por lo que su impresionante paso ofensivo se encontró injustamente en algún momento partido en dos, como bate astillado. No fue hasta que le pegó a la Teammate en el duelo aplazado frente a Camagüey cuando arribó de golpe a los 40 imparables, superando en tres la racha histórica precedente, añejada como buen ron durante 25 años en los archivos de la pelota cubana. Pero no le bastó, a la postre doblegó la marca ocho jornadas por encima antes de que le detuviera el pitcheo de Granma en el Mártires de Barbados, donde se fue en blanco tras cinco comparecencias en el cajón de bateo durante el primer duelo de ese cotejo particular. En definitiva, César pegó en este período 83 hits en 192 turnos y 20 de ellos fueron extrabases. Solo se ponchó en tres ocasiones y resultó llamativo que 10 de los lanzadores cómplices de la seguidilla fueran zurdos y así todo no consiguieron incomodar al también siniestro. Pero aún más importante es que, en 27 ocasiones de las 45, conectó de hit en dos o más veces durante el mismo choque, lo que demuestra que más allá de las estadísticas, es indiscutible la excelente forma deportiva de esta figura inamovible del Team Cuba. Así que nunca se pudo escribir mejor: “Al César, lo que es del César”.

Frederich Cepeda/ PL

Cepeda se convirtió en el jugador que más veces se ha embasado en series nacionales(Foto: prensa-latina.cu)

Y SI DE RÉCORDS HABLAMOS, no podemos dejar pasar lo hecho por el espirituano Frederich Cepeda, en el Victoria de Girón de Matanzas como campo neutral producto de la covid-19, durante la subserie ante la escuadra de Pinar del Río. Se convirtió en el jugador que más veces se ha embasado en series nacionales al dejar atrás la cifra de 3 984 que ostentaba el capitalino Enriquito Díaz, quien necesitó de 26 temporadas para alcanzarla. Así que será solo cuestión de tiempo para que el jardinero ambidextro de los Gallos y notable en equipos Cuba arribe en su vigesimosegunda campaña al número redondo de 4 000 veces tocando al menos la inicial después de batear, recibir boleto o pelotazo, algo nunca antes registrado por ningún atleta en la Isla. La lista histórica en este acápite refleja al mencionado segunda base de los equipos Metropolitanos e Industriales detrás del consagrado Cepeda y seguido por los ya retirados Antonio Muñoz (3 656), Omar Linares (3 628) y Orestes Kindelán (3 447).

Compartir

Giovanni Martinez

 
Giovanni Martinez