0
Publicado el 13 Diciembre, 2015 por Igor Guilarte Fong en En Cuba
 
 

Inversión extranjera: A juicio de consultores

Compartir
Jesús Pulido, profesor titular adjunto de la Universidad de La Habana.

La falta de información es un problema para la realización de estudios de prefactibilidad y de mercado, asegura Jesús Pulido. (Foto: CLAUDIA RODRÍGUEZ HERRERA).

El licenciado en Economía, Jesús Pulido, menciona primero debilidades y amenazas para la inversión extranjera en Cuba. La más general, a su juicio, el tiempo que toma el cambio de mentalidad que hace falta para implementar eficazmente los Lineamientos, en los cuales se resume la problemática económica del país, incluyendo la IE.

Después relaciona: estructura productiva dependiente de la importación para el crecimiento económico; escasez de recursos naturales, excepto níquel; sistema salarial urgido de reforma para estimular la productividad; insuficiente aplicación de facultades cedidas al sector empresarial; planificación muy centralizada y más administrativa que financiera; tasa de cambio que mueve a la importación antes que a la exportación y distorsiona precios; impacto económico del envejecimiento poblacional.

El bloqueo, “que existe y hace mucho daño” –dice el profesor titular adjunto de la Universidad de La Habana–, es la primera amenaza, a la que se unen la dimensión pequeña de la economía cubana; el deterioro del intercambio comercial en el mundo; el llamado riesgo Cuba, en comercio e inversión; el proteccionismo de los países industrializados; los huracanes y las sequías.

Como oportunidades señala la integración de América Latina y el Caribe; la actualización del modelo económico; el nuevo escenario en la relación con Estados Unidos, que pudiera derivar en acceso a ese mercado y a nuevas fuentes internacionales de financiamiento, así como en crecimiento del turismo; la apertura de zonas especiales de desarrollo como Mariel; los recursos humanos calificados que posee Cuba, que –como ocurre hoy en la Salud– pueden ser una importante fuente de ingresos.

A pie de empresa

“Uno de los problemas que afrontamos en los estudios de prefactibilidad y de mercado que les hacemos a las empresas para sus proyectos de inversión, es la falta de información que estas deben facilitarnos”, expresa el también director de la sucursal Habana de Negocios Externos, de la Consultoría Económica (Canec) S.A. “El proceso de negociación previa es dilatado, precisamente por esa falta de información, entre otras razones”, añade.

“Por ejemplo, un elemento importante puede ser determinar los costos de una nueva producción, pero los nuestros están en pesos cubanos, equivalentes a dólares al cambio oficial, y en pesos convertibles, lo que complica el análisis, al comparar con el mercado internacional.

“Hay que capacitar a los negociadores en esos y en otros aspectos para lograr objetivos más claros en la negociación y propuestas con información más completa, que faciliten su aprobación.

“En cuanto a los plazos e instancias en que deben aprobarse las propuestas, responden a lo dispuesto en la ley. El país apuesta por la IE, pero ordenada, bajo una norma que responde a sus intereses y que hay que cumplir”.

Alta demanda

La Zona Especial de Desarrollo Mariel se erige como una de las plazas más promisorias para la inversión extranjera en Cuba.

La Zona Especial de Desarrollo Mariel se erige como una de las plazas más promisorias para la inversión extranjera en Cuba. (Foto: CLAUDIA RODRÍGUEZ HERRERA).

El licenciado Armando Cordovés, director de Negocios y Ventanilla Única, de Consultores Asociados (Conas) S.A., asegura que les llegó la hora de ampliar capacidades ante el aumento de la demanda en los servicios de estudios de pre factibilidad y fichas de costos, de factibilidad y valuación de los activos que aportarán empresas nacionales y extranjeras en negocios conjuntos.

Actualmente atienden una docena de proyectos relacionados con la Zona Especial de Mariel, y de los aprobados ya en ese enclave, han participado en casi todos, asegura el directivo, quien reitera que ahora están en plan de crecimiento, “aunque no es fácil encontrar consultores con preparación integral y competencias de servicios a niveles internacionales”, para responder a cada vez más solicitudes.

Lo que más les piden son asesorías en estudios de prefactibilidad y de mercado, materias en las que –considera– mejoran las competencias de los negociadores cubanos con la preparación mediante conferencias y seminarios que ofrecen el Mincex y la Cámara de Comercio.

“El problema fundamental está en la poca agilidad para llevar adelante los proyectos. Falta preparación a la hora de concebirlos, y formar grupos disciplinarios para ello, pues no es solo saber que el equipo que necesito es este o aquel, sino ver el estado de las instalaciones, si están creadas todas las condiciones, si hay ferrocarril para extraer las mercancías…, lograr una previsión integral.

“En eso ayudamos nosotros, en tratar de definir todo lo que necesita el negocio, cómo funcionará y su rentabilidad, antes de someterlo a la aprobación de las autoridades”, explica.

Respecto al contexto general de la IE en Cuba, coincide en que el bloqueo es una amenaza, que complica transacciones bancarias y pone en riesgo los financiamientos, pero por otro lado hay atractivos como que la Isla es un mercado virgen todavía en muchos aspectos y plataforma para exportar a otros países.

“La dualidad monetaria distorsiona costos, la infraestructura requiere ampliación y la industria, cambiar su tecnología obsoleta por otra moderna, para lo cual la IE es clave e invertir en Cuba tiene también como ventajas la estabilidad, la preparación de las personas, la ubicación geográfica y un trato fiscal ahora más estimulante, dicen los extranjeros, que también reparan, con optimismo, en la reaproximación entre la nación caribeña y Estados Unidos.

“Veo posibilidades de avance”, resume Cordovés.

Compartir

Igor Guilarte Fong

 
Igor Guilarte Fong