0
Publicado el 3 Octubre, 2017 por Fernando Carr Puruas en Gazapos
 
 

Infante NO es hijo natural

la voz infante, con relación a los países en los cuales tal palabra implica o implicaba un título real, es decir, en el Reino de España, o en lo que fue el Reino de Portugal y el antiguo Imperio del Brasil, es, entre otras acepciones, ‘hijo legítimo del rey no heredero directo del trono’
Programa El selecto club de la nuerona intranquila, foto tomada de Facebook.

(foto tomada de Facebook)

Por FERNANDO CARR PARÚAS

EN el primer programa televisivo de La neurona intranquila del mes de agosto de 2017, cuando se hizo una pregunta a los participantes acerca de quiénes integraban la infantería de un ejército, la respuesta —no fue contestada por ellos— era: “Los infantes”, esto es, ‘los soldados que sirven a pie’.

A continuación se ofreció una información adicional donde se dijo: “Además, infantes son los hijos naturales de un rey”.

Sin embargo, este dato no fue correcto, porque hijo natural es lo que ‘corrientemente se toma por hijo ilegítimo’.

A su vez, hijo ilegítimo quiere decir ‘hijo de padre o madre no unidos entre sí por matrimonio’, lo que en este caso es lo mismo que hijo bastardo, o sea, ‘hijo ilegítimo de padre conocido’.

Por supuesto, estos conceptos nada tienen que ver con la legislación cubana inscripta en el Código de Familia —por suerte—, pero sí están muy arraigados en personas católicas o de otras ideas cristianas.

Ahora bien, la voz infante, con relación a los países en los cuales tal palabra implica o implicaba un título real, es decir, en el Reino de España, o en lo que fue el Reino de Portugal y el antiguo Imperio del Brasil, es, entre otras acepciones, ‘hijo legítimo del rey no heredero directo del trono’, así que nada de hijo natural.


Fernando Carr Puruas

 
Fernando Carr Puruas