0
Publicado el 2 Abril, 2018 por Fernando Carr Puruas en Gazapos
 
 

De gusto y pirulí

“Para encontrar gusto a la vida, no hay como morirse”.

 

Un pirulí, pirulín, chupirul o pico dulce, es un caramelo duro y colorido, de hasta 10 a 15 cm de alto, de forma cónica o piramidal con punta muy aguda, (Foto: mondocaramelo.blogspot.com)

Un pirulí, pirulín, chupirul o pico dulce, es un caramelo duro y colorido, de hasta 10 a 15 cm de alto, de forma cónica o piramidal con punta muy aguda, (Foto: mondocaramelo.blogspot.com)

UNA rectificación muy agradable. En la pasada edición vigésima segunda del Diccionario de la Real Academia Española (DRAE), de 2001, dice de nuestra cubana voz chambelona que es sinónima de pirulí.

Sabemos que en esto estuvo equivocado el DRAE, pues el pirulí es como se expresa en el mismo diccionario académico de 2001: ‘Caramelo, generalmente de forma cónica, con un palito que sirve de mango’.

Pues bien, en la vigésima tercera edición del DRAE, de 2014, el artículo rectificado acerca de chambelona —que ratifica que es voz cubana—, dice así: ‘Caramelo plano, generalmente de forma circular, con un palito que sirve de mango’.

Por cierto, últimamente —como que aquí no se fabrican ya las chambelonas— se ha estado importando otro caramelo, también con su palito para usarlo como mango, el cual es de forma totalmente esférica, al cual se le ha estado llamando por algunos entre nosotros con la voz chambelona. Pero tiene a su vez otro nombre en el patio y, al parecer, así se le dice en otros países, y es el de chupa-chupa.

Enrique Jardiel Poncela / Pinterest

Enrique Jardiel Poncela / Pinterest

EL sustantivo masculino gusto tiene varias acepciones, y entre ellas están: ‘Sentido corporal con el que se perciben sustancias químicas disueltas, como la de los alimentos’; ‘sabor que tienen las cosas’ y ‘placer o deleite que se experimenta con algún motivo, o se recibe de cualquier cosa’.

El escritor español Enrique Jardiel Poncela (1901-1952), dramaturgo, novelista, ensayista y autor de comedias y novelas humorísticas, entre ellas, Amor se escribe sin h, en una oportunidad expresó: “Para encontrar gusto a la vida, no hay como morirse”. (FERNANDO CARR PARÚAS)


Fernando Carr Puruas

 
Fernando Carr Puruas