0
Publicado el 11 Junio, 2015 por ACN en Historia
 
 

¿Por qué Remedios es la octava Villa?

Por MAIRYN ARTEAGA DÍAZ
Fotos ARELYS M. HECHEVARRÍA
(Servicio Especial de la AIN)

Constructores en función de rehabilitar edificaciones.

Es responsabilidad de los trabajadores de la construcción restaurar y pintar inmuebles del centro histórico de Remedios.

A poco más de 40 kilómetros de Santa Clara, en el centro de Cuba, Remedios se erige como la octava Villa fundada por los españoles en tiempos de la colonización.

Sin embargo, celebra su aniversario antes que Santiago de Cuba y La Habana, consideradas dentro de los primeros siete asentamientos creados por los ibéricos.

¿Por qué?

Cuentan que a un capitán de la nobleza española, Vasco Porcallo de Figueroa, se le atribuye la constitución de San Juan de los Remedios, pero lo declaró como feudo particular, a fin de evadir los impuestos de la corona.

Cofundador de Trinidad y de Santa María del Puerto del Príncipe, hoy Camagüey, a Vasco se le recuerda en el terruño villaclareño como el autor del primer fraude fiscal de la nación cubana.

De ahí que el poblado no tenga, exactamente, una fecha de institución oficial, sino que, inspirados en la del nacimiento de uno de los patrones espirituales, San Juan Bautista, los remedianos decidieron celebrar el día de la ciudad un 24 de junio.

Distinguido por sus aires coloniales de callejuelas cortas y una arquitectura doméstica autóctona, la colonial localidad villaclareña sobresale por el arraigo de su gente y la mística de sus leyendas plagadas de güijes, demonios y amores eternos.

Dicen los historiadores que Don Bartolomé de las Casas, el defensor de los indios, la visitó en alguna ocasión y lo refleja en una de sus cartas, único indicio que remite al temprano surgimiento en estos parajes, ya con iglesia de embarrado y guano, párroco y feligreses.

Sin embargo, la historia no se compone de especulaciones ni de suposiciones vagas, por eso, la urbe que el siete de marzo de 1980 fue declarada Monumento Nacional, mantiene orgullosa la condición de Octava Villa; y se apresta para festejar, a la vuelta de la esquina, su cumpleaños 500.

Les invitamos a ver cómo se engalana.


ACN

 
ACN