0
Publicado el 14 marzo, 2017 por Pedro Antonio García en Historia
 
 

Periódico Patria

El periódico de Martí queda como paradigma de lo que debe ser una publicación revolucionaria y a partir de 1992 se celebra la fecha de la aparición de su primer número como Día de la Prensa Cubana

 

Se necesita un periódico, como apunta José Martí, para que a la hora del peligro, vele por la libertad, contribuya a que las fuerzas independentistas sean invencibles por la unión, y evite “que el enemigo nos vuelva a vencer por nuestro desorden”. Y el 14 de marzo de 1892 surge Patria, el cual inicialmente aparece cada sábado, al precio de cinco centavos, y consta de cuatro páginas a cuatro columnas. Distribuido principalmente por correo, son los tabaqueros de Tampa y Cayo Hueso, e intelectuales cubanos y puertorriqueños residentes en Nueva York quienes contribuyen financieramente al sostenimiento de esta publicación.

Vocero de las ideas martianas, y no órgano del Partido Revolucionario Cubano, como devino luego de la muerte del Apóstol, en Patria se resumen las ideas del Héroe Nacional sobre los medios de comunicación: “Una es la prensa, y mayor su libertad, cuando en la república segura se contiende, sin más escudo que ella, por defender las libertades de los que las invocan para violarlas, de los que hacen de ellas mercancía, y de los que las persiguen como enemigas de sus privilegios y de su autoridad. Pero la prensa es otra cuando se tiene enfrente el enemigo. Entonces, en voz baja se pasa la señal. Lo que el enemigo ha de oír, no es más que la voz de ataque. Eso es Patria en la prensa. Es un soldado”.

Martí dirige esta publicación en su etapa inicial (1892-1895), escribe varios de sus artículos antológicos, labora a veces como corrector, ayuda a liar los paquetes salidos de la imprenta y a llevarlos a las oficinas de correo para su despacho, sin importar nevadas o ventiscas. Formaron parte de su redacción el escritor Gonzalo de Quesada, el puertorriqueño Sotero Figueroa, tipógrafo y también escritor, y los intelectuales cubanos Benjamín J. Guerra, Francisco de Paula Coronado y Rafael Serra, entre otros.

Al incorporarse a la insurrección, el Héroe Nacional no solo va en su condición de Delegado del Partido Revolucionario Cubano, sino también como corresponsal de guerra del periódico Patria.  Desde la manigua, envía recomendaciones para la política editorial de la publicación y materiales diversos para la sección ¡De Cuba Libre!, en la cual se incluyen todas las disposiciones oficiales y circulares firmadas por Martí y Gómez, y las cartas informativas a Gonzalo de Quesada y Benjamín J. Guerra

Tras la caída en combate de Martí, asume como director Enrique José Varona, reemplazado en 1897 por el periodista santiaguero Eduardo Yero. Cuando este en 1898 regresa a Cuba, Tomás Estrada Palma toma las riendas de la publicación y nombra al escritor cubano Nicolás Heredia a cargo de la parte editorial. El último número de Patria sale a la luz pública el 31 de diciembre de 1898. Se despide con una nota titulada “Obra terminada”, lo que demuestra hasta qué punto se halla relegado el ideario del Apóstol, pues en ese momento era más necesaria la palabra orientadora de ese órgano. No obstante, el periódico de Martí queda como paradigma de lo que debe ser una publicación revolucionaria y a partir de 1992 se celebra la fecha de la aparición de su primer número como Día de la Prensa Cubana.


Pedro Antonio García

 
Pedro Antonio García