0
Publicado el 20 Abril, 2018 por ACN en Historia
 
 

Humboldt 7, y una juventud que no olvida ni traiciona

Acto Humboldt 7- 2018/ ACN

(ACN FOTO/ Abel PADRÓN PADILLA)

Por Maria Elena Alvarez Ponce

La juventud cubana no olvida ni traiciona y, generación tras generación, defenderá la libertad, la dignidad y la justicia ganadas con tanto sacrificio, afirmó hoy Dayán González, miembro del Secretariado Nacional de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU), en el homenaje a los mártires de Humboldt 7.

A 61 años de una masacre que enlutó a la nación, representantes de varias generaciones de revolucionarios cubanos volvieron a juntarse a la entrada del edificio de apartamentos, donde cuatro valerosos jóvenes, sobrevivientes de las acciones del 13 de marzo de 1957, fueron asesinados a mansalva por esbirros de la tiranía batistiana.

González habló del 20 de abril como un día aciago, en el que la traición, la barbarie, la impotencia y el odio se cobraron las vidas preciosas de Fructuoso Rodríguez, José Machado, Juan Pedro Carbó Serviá y Joe Westbrook, y añadió que las nuevas generaciones jamás olvidarán atrocidades semejantes ni traicionarán su historia.

En un repaso a los hechos, se refirió a la masacre en Humboldt 7 como el trágico desenlace de la feroz cacería desatada luego del ataque al Palacio Presidencial y la toma de Radio Reloj, 38 días, en los que el Directorio Revolucionario perdió a su fundador y líder, José Antonio Echeverría, y a Fructuoso, quien asumió entonces la Secretaría General.

El imperio que proporcionó las armas con que los cuatro fueron acribillados a balazos y amparó a sus asesinos, es el mismo que mantiene sometido a este pueblo a un bloqueo genocida, crea becas para intentar subvertir a los jóvenes cubanos y paga a mercenarios para que finjan ser perseguidos y reprimidos, enfatizó.

Pero, tal como sucedió en Playa Girón y tantas otras batallas, incluida la VIII Cumbre de las Américas en Lima, Perú, cada agresión, cada provocación, cada patraña, serán derrotadas, destacó González, quien cursa el último año de la Licenciatura en Periodismo en la Universidad de La Habana.

Añadió que lo vivido en la sesión constitutiva de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular debía servirles a los enemigos de Cuba para acabar de entender que de este heroico pueblo, sus estudiantes y jóvenes solo pueden esperar más y más unidad, firmeza y, sobre todo, continuidad de la obra.

Con la misma confianza con que la generación “histórica” ha dado paso a las nuevas generaciones, convencida de que la Revolución no retrocederá un milímetro en lo logrado, decimos hoy que Cuba será por siempre libre y soberana, y que en esta tierra jamás habrá espacio para otra bandera que no sea la de la estrella solitaria, expresó.

Gritos de “Somos Cuba”, “Somos Fidel” estremecieron la calle Humboldt esta tarde de viernes, y no faltaron en el acto central conmemorativo el canto apasionado y las flores, depositadas como ofrenda del estudiantado, los jóvenes y todo el pueblo de Cuba, a la entrada del inmueble.

Acompañaron a los “pinos nuevos” en el homenaje agradecido, el Comandante Faure Chomón y otros veteranos combatientes del Directorio Revolucionario 13 de marzo, compañeros de luchas y de sueños de José Antonio, Fructuoso, Machadito, Juan Pedro y Joe, y familiares de los caídos.

Junto a ellos estaban Ronal Hidalgo, segundo secretario de la Unión de Jóvenes Comunistas, Raúl Alejandro Palmero, miembro del recién electo Consejo de Estado de la República de Cuba y Presidente de la FEU, y Víctor Dreke, quien encabeza la Asociación de Combatientes de la Revolución Cubana en la provincia de La Habana.


ACN

 
ACN