0
Publicado el 8 Junio, 2020 por Prensa Latina en Historia
 
 

Consigna y divisa de lucha en Cuba: Venceremos

En junio de 1960, durante la clausura del Primer Congreso de la Federación Nacional de Trabajadores de Barberías y Peluquerías, el líder cubano concluyó su intervención con la frase: áPatria o Muerte, Venceremos!
Fidel, Patria o Muerte

Foto: Prensa Latina

Por Orlando Oramas Leon / Prensa Latina

La consigna Venceremos, como colofón a la de Patria o Muerte, del líder histórico de la Revolución Cubana Fidel Castro, continúa hoy como actitud de los cubanos, a 60 años de su proclamación.

Antes, el 4 de marzo de 1960, sendas explosiones en el vapor francés La Coubre, que transportaba armas y municiones para la isla amenazada por Estados Unidos, había provocado decenas de víctimas entre marinos (cubanos y foráneos), estibadores, bomberos, policías y ciudadanos.

Fue el peor de los muchos atentados terroristas perpetrados contra la ínsula y su proceso revolucionario, con la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de Estados Unidos como responsable, y la mano sucia de agrupaciones contrarrevolucionarias ejecutoras en muchas de esas acciones.

Un día después, el 5 de marzo, en la despedida de duelo, Fidel Castro afirmó ante la multitud: ‘Para Cuba no existe otra alternativa que la de Patria o Muerte’.

Era una proclama de continuidad, de aquella que los mambises cubanos, cuando cargaban a machete contra los colonialistas españoles gritaban a voz de cuello: !Independencia o Muerte!.

Meses más tarde, en junio de 1960, durante la clausura del Primer Congreso de la Federación Nacional de Trabajadores de Barberías y Peluquerías, el líder cubano concluyó su intervención con la frase: áPatria o Muerte, Venceremos!

Durante décadas resultó el cierre de sus discursos, tanto en la Plaza de la Revolución de la Habana, ante más de un millón de cubanos muchas veces, como en otras plazas y escenarios del país; también fuera de Cuba.

La hicieron suya otros dirigentes de la isla, pero también hombres y mujeres con responsabilidades de diverso tipo, incluso en la base y los barrios, así como los ciudadanos.

El 22 de diciembre de 1961 fue de las contadas ocasiones en que el líder cubano acotara otras líneas al Patria o Muerte, Venceremos. Fue en multitudinaria concentración en la Plaza de la Revolución de La Habana, cuando Cuba se proclamó libre del analfabetismo.

Ocurrió luego de una epopeya educativa que durante meses movilizó a estudiantes, muchos de ellos adolescentes, y trabajadores, para enseñar a leer y escribir a cientos de miles de compatriotas, en su mayoría campesinos.

Eran tiempos de bandas armadas y pagadas por la CIA, en particular en zonas montañosas del centro del país, responsables del asesinato de varios alfabetizadores y campesinos.

Aquel día Fidel Castro dijo al concluir su discurso: ¡Patria o Muerte! ¡Ya vencimos, y seguiremos venciendo!

Venceremos tiene el mismo sentido de la frase que inmortalizó Ernesto Che Guevara en su carta de despedida a Fidel Castro y a los cubanos, cuando decidió que otras tierras del mundo demandaban de su empeño libertario.

La dio a conocer el destinatario, el 3 de octubre de 1965 en una abarrotada Plaza de la Revolución capitalina

La misiva del mítico comandante guerrillero argentino y cubano concluía con la que se hizo también célebre consigna: ‘Hasta la victoria siempre’, repetida igualmente en Cuba y el mundo.

Hay otra frase memorable para los cubanos. Otra vez de Fidel Castro: ‘Cuando un pueblo enérgico y viril llora, la injusticia tiembla’.

Fue en ocasión del atentado contra un avión de Cubana de Aviación, frente a las costas de Barbados, en octubre de 1976. La explosión de dos bombas, colocadas por mercenarios pagados por la contrarrevolución cubana asentada en la Florida provocó el derribo de la aeronave.

Murieron las 73 personas que viajaban en el DC-8-40, de fabricación estadounidense, tripulantes, el equipo de esgrima que resultó campeón en certamen regional celebrado entonces en Caracas, también diplomáticos y ciudadanos de Cuba y otras naciones.

Así finalizó Fidel, como le siguen llamando sus compatriotas, aquella inolvidable alocución:

‘No podemos decir que el dolor se comparte. El dolor se multiplica. Millones de cubanos lloramos hoy junto a los seres queridos de las víctimas del abominable crimen. áY cuando un pueblo enérgico y viril llora, la injusticia tiembla! ¡Patria o Muerte! ¡Venceremos!’

Venceremos, resulta desde su proclamación una conducta enraizada entre los cubanos, con varias generaciones que la enarbolan.

Está en la conciencia popular cual divisa de lucha, incluso en estos días de batalla contra la Covid-19.


Prensa Latina

 
Prensa Latina