0
Publicado el 12 Junio, 2017 por ACN en Medio ambiente
 
 

Polymita sulphurosa, curioso ejemplar de la serranía de Holguín

Eileen Molina Fernández

Holguín.- La polymita sulphurosa, molusco exclusivo del municipio de Frank País, en el este de la ciudad de Holguín, es una de las especies en peligro crítico de extinción que perdura en el oriental territorio.

Ese caracol se distingue por sus líneas y manchas en zigzag que simulan llamas y deposita sus huevos abriendo pequeños huecos en el suelo húmedo o escarbando entre las hojas caídas de los árboles.

El curioso ejemplar se alimenta de los hongos presentes en las hojas y cortezas de los árboles, por lo cual resulta fundamental la protección de los ecosistemas montañosos del territorio, donde existen más de 200 especies de la fauna con alguna categoría de amenaza.

Considerada una rareza biogeográfica, la sulphurosa, enfrenta una disminución de sus poblaciones debido a la tala indiscriminada de árboles, los incendios forestales y la colecta ilegal con fines artesanales, destacó a la ACN Alejandro Fernández, estudioso de la especie en la provincia.

En el nororiental territorio, subrayó, se desarrolla un programa para proteger este singular exponente de la fauna cubana, que incluye el monitoreo de las condiciones ambientales como la humedad y las precipitaciones.

Las polymitas son un grupo de moluscos terrestres exclusivos de Cuba, que se distinguen por los hermosos colores de sus conchas, precisa el sitio de la Biodiversidad Cubana.

Hasta el momento, añade el portal, existen seis especies de esos animales: la muscarum, la picta, la venusta, la sulphurosa, la versicolor y la brocheri, incluidas en el Libro Rojo de la Fauna Cubana por su vulnerabilidad ante la acción humana y las condiciones ambientales. (ACN)


ACN

 
ACN