0
Publicado el 14 Agosto, 2020 por Isidro Fardales González en Medio ambiente
 
 

Una especie milenaria

Datos curiosos de las Tortugas

Las tortugas son el grupo de reptiles más antiguo de nuestro planeta, aunque lamentablemente amenazado durante las últimas décadas. Acompáñanos  a conocer los mejores datos curiosos de las tortugas

Tortuga

Son muchas las especies animales y vegetales que han sobrevivido a los cambios de era. Transformaciones y mutaciones de todo tipo, así como una resistencia fenomenal, han dado lugar al abanico de vida animal y vegetal con la que cuenta en la actualidad nuestro planeta en sus diversas regiones. Pero existe una peculiar especie que se cuenta entre las más antiguas del planeta. Hoy nos aproximaremos a los datos curiosos de las tortugas, esos legendarios reptiles que se conocen también como quelonios o testudines. Entre las curiosidades de las tortugas que más llama la atención, encontramos el hecho de que preceden a la era jurásica.

En efecto, el registro de la existencia de las tortugas se rastrea hasta la era Triásica, que precedió a la Jurásica y comenzó hace unos 251 millones de años, terminando hace unos 201 millones de años. Las tortugas son el grupo de reptiles más antiguo de nuestro planeta, aunque lamentablemente amenazado durante las últimas décadas. Acompáñanos  a conocer los mejores datos curiosos de las tortugas.

Datos curiosos de las tortugas

  1. Su caparazón está lleno de huesos

Caparazón lleno de huesosLas tortugas son sin duda uno de los animales más curiosos del planeta. Su capacidad de supervivencia es realmente extraordinaria, y su cuerpo las prepara para sobrellevar las más diversas condiciones. Se caracterizan por tener un tronco ancho y corto, y un caparazón que las cubre. Entre las curiosidades de las tortugas destaca que este caparazón está compuesto por cincuenta huesos diferentes.

Si bien, visualmente da la impresión de que el caparazón es un único elemento, una especie de armadura, la realidad es que se divide en cincuenta partes. También hallamos en esta parte del cuerpo del animal, una especie de bisagra que permite que las dos partes más grandes se mantengan unidas, mientras la tortuga está adentro. Esta curiosa característica es igual tanto para las tortugas terrestres como marinas.

  1. El caparazón no es una armadura

Este es uno de los datos curiosos de las tortugas más sorprendentes, y es que solemos creer que el caparazón es sólo la barrera que protege el cuerpo del animal, que se encuentra resguardado en el interior. La realidad es que este elemento no sólo funciona para la defensa de la tortuga, sino que es una especie de caja torácica externa, con riego sanguíneo, nervios y sensibilidad. El caparazón nos puede proporcionar también más información sobre cada tortuga. Por ejemplo, su color puede indicarnos la zona de origen del animal. Cuanto más claro es el caparazón, más cálida es la zona de la que proviene la tortuga.

  1. No poseen cuerdas vocales

Este es de los datos curiosos de las tortugas que más llama la atención, y es que quizás sabrás que son capaces de emitir sonidos como cacareos, gruñidos o gritos, pero no provienen de sus gargantas, sino de la forma en que sacuden la cabeza para apretar el aire de los pulmones. Se trata de una especie que no tiene cuerdas vocales.

  1. La longevidad

Un clásico entre las curiosidades de las tortugas, es la idea de que son animales que viven muchos años. Incluso, en la película infantil Buscando a Nemo, uno de sus personajes es una simpática tortuga que tiene ciento cincuenta años. En efecto, se cree que algunas especies de tortugas pueden llegar a vivir más de un siglo. En líneas generales, las tortugas terrestres suelen ser más longevas que las marinas

  1. El vínculo entre el tamaño y la madurez sexual

Entre las curiosidades de las tortugas, la relacionada con su punto de madurez sexual es bastante peculiar. A diferencia de la mayoría de los animales, en los que el desarrollo sexual viene dado por la edad, en las tortugas lo fundamental es su tamaño. Su proceso de crecimiento es bastante lento, y en el caso de las tortugas marinas, se cree que pueden tardar hasta cincuenta años en llegar a una etapa madura. La temperatura del nido en el que crecen también determina su sexo. En los ambientes cálidos suelen nacer un mayor número de hembras, mientras que en los fríos, predominan los machos.

  1. Alimentación con boca sin dientesLa alimentación

Otra de las curiosidades de las tortugas más particulares es el hecho de que estos animales no tienen dientes. En su lugar, poseen una serie de picos de queratina en la parte superior de sus bocas, la misma sustancia de la que están hechas las uñas. Esto hace que su alimentación se oriente a cosas suaves, que puedan procesar. Si bien suelen recurrir a los recursos propios del entorno en el que viven, en el caso de las tortugas marinas, omnívoras, suelen basar su dieta en algas, calamares e incluso medusas.

  1. La supervivencia

Si bien las tortugas están entre las especies más antiguas del planeta, su supervivencia no está del todo garantizada. Sólo una de cada mil tortugas que salen del huevo, logran llegar a la edad adulta. No sólo tienen la amenaza natural de depredadores como cangrejos o aves, que buscan capturarlas en su camino del nido hacia el mar. También se enfrentan a la caza indiscriminada de personas que las usan como trofeos.

  1. Su rol en la protección del océano

En el caso de las tortugas marinas, su existencia es fundamental para el equilibrio y buen estado de los océanos. Muchas de ellas se alimentan de medusas. En caso de que no existieran o desaparecieran las tortugas, estas se multiplicarían de manera descontrolada, afectando el ecosistema marino. También hay especies de tortugas que ayudan con la poda de las praderas marinas y mantienen el equilibrio en los arrecifes de coral.

  1. La respiración de las tortugas marinas

Recordemos que las tortugas son reptiles, así que necesitan de la respiración para mantenerse vivas. Sin embargo, el organismo de las tortugas marinas está preparado para sobrevivir en el mar, así que son capaces de aguantar períodos de tiempo muy largo en las profundidades. Al dormir, permanecen hasta ocho horas sin respirar. Cuando necesitan hacerlo, suben hasta la superficie. Otro de los datos curiosos de las tortugas vinculados a la respiración, es que tienen un agudo sentido del olfato, capaz de distinguir olores a mucha distancia. Curiosamente, el olfato de las tortugas se ubica en sus gargantas.

  1. Un conducto unificado

Otro de los datos curiosos de las tortugas más singulares, es el hecho de que las hembras tienen sus órganos sexuales dentro de una parte del cuerpo llamada cloaca. Esa cavidad tiene una doble función: reproducirse y expulsar las heces. En la época de apareamiento, los machos distinguen las feromonas dentro de la cloaca de la hembra, y es así como se estimula el proceso de fecundación.

  1. No todas las tortugas comen solo algas

Aunque la gran mayoría de las especies de tortugas marinas se alimentan de algas, plantas marinas, medusas y demás elementos, existe una especie de este reptil que es considerada la tortuga depredadora. Se trata de la gigantesca tortuga caimán, que puede alcanzar hasta 75 centímetros de largo y un peso de hasta noventa kilos. También conocida como tortuga criptodira, esta especie posee garras, una fuerte mandíbula y una lengua larga que termina en forma afilada. Con ella suele atraer a sus presas. Su alimentación se compone de peces, anfibios, crustáceos, insectos, aves, carroña e incluso otras tortugas.

  1. Nidos de tortugasLa temporada de nidos

Otro de los datos curiosos de las tortugas de especie marina, es el hecho de que los machos no abandonan el mar en toda su vida. Son las hembras las que salen a depositar sus huevos en la arena, en lo que se conoce como temporada de nidificación. Las tortugas son capaces de llegar a poner más de 150 huevos por nido, así como también anidar varias veces en cada estación. Estas cifras compensan de alguna forma la alta mortalidad que tienen en sus primeros tiempos de vida. Se cree también en relación a la temporada de nidos, que algunas tortugas regresan a poner sus huevos en la misma playa en donde nacieron.

  1. La tortuga marina más grande

¿Creerías que existió una tortuga que llegó a pesar 2.200 kilos? Se trata de una especie llamada Archelon, que vivió en tierras americanas en el período Cretácico Superior. Esta tortuga tenía un graneo fuerte, una cola puntiaguda, una sobremordida muy pronunciada y un caparazón relativamente delgado. Se cree que su extinción fue producto de que sus depredadores, dinosaurios y tiburones primitivos, acabaron con su población.

  1. La agresividad de las tortugas

A pesar de que suele creerse que las tortugas son animales lentos, tranquilos y pacíficos, la realidad es que pueden tornarse muy agresivas cuando se sienten amenazadas. Incluso, hay registros de tortugas que han luchado entre sí hasta la muerte.

  1. Las migraciones

Uno de los datos curiosos de las tortugas que ha formado parte de la historia de esta especie desde tiempos lejanos, son las migraciones. Las tortugas marinas son capaces de migrar, recorriendo largas distancias en el el océano. Sobre este tema, el récord mundial lo tiene una tortuga laúd hembra, que atravesó a nado el océano desde Indonesia hasta la costa oeste de Estados Unidos. La travesía le llevó 647 días, en los que recorrió 20.900 kilómetros.

  1. Tortugas en la luna

Cerramos este recorrido por los más insólitos datos curiosos de las tortugas, con el hecho de que este fue el primer animal que viajó al espacio y alunizó. Fue en el año 1968 cuando dos tortugas rusas fueron enviadas al espacio. Gracias a este experimento, se demostró que los seres vivos pueden completar un viaje lunar y regresar ilesos.

Las curiosidades de las tortugas nos reflejan la vida de una especie que ha sabido adaptarse tanto a los cambios de la naturaleza como a las múltiples amenazas humanas y de depredadores.

  • (fuente: supercurioso)  fotos también

Isidro Fardales González

 
Isidro Fardales González