0
Publicado el 28 Julio, 2016 por Prensa Latina en Mundo
 
 

Clinton, primera mujer nominada a la presidencia de Estados Unidos

eldia.com.bo

eldia.com.bo

Washington, 28 jul (PL) Hillary Clinton marcará hoy un hito en la historia en la Convención Nacional Demócrata cuando se convierta en la primera mujer estadounidense candidata a las elecciones presidenciales de uno de los dos partidos importantes del país.

Luego de transcurrir por los cauces de la diversidad como demostraron los diversos oradores en el cónclave, incluido el presidente Barack Obama y la primera dama Michelle Obama, Hillary dará esta noche su discurso de aceptación de la encomienda de los demócratas para mantener al partido en un histórico tercer mandato consecutivo en la Casa Blanca.

La tarea de la exprimera dama no será nada fácil luego de sonadas controversias alrededor de escándalos como su uso de un servidor privado para correos electrónicos, la evidente alineación de la cúpula partidista para entorpecer la campaña de su rival en las primarias, el senador Bernie Sanders, y 24 años de escrutinio público a su labor política.

Pero, además, en su mensaje de esta noche en el Wells Fargo Arena, en Filadelfia, Pensilvania, la candidata debe demostrar que será mejor opción para Estados Unidos que su rival republicano, Donald Trump, y que es la figura más preparada para comandar el país como señaló la víspera Obama.

Hillary debe convencer a millones de votantes, tanto demócratas como republicanos, que el mensaje pesimista de Trump no se ajusta a la realidad del país y como dijo Obama anoche, demostrar que nunca existió un candidato, hombre o mujer, más calificado para desempeñarse como presidente de Estados Unidos.

Sin dudas, ella enfrenta un duro reto en su discurso de esta noche luego de las intervenciones puntuales de los Obama, del vicepresidente Joseph Biden y del senador Sanders, entre otros oradores que encumbraron sus capacidades para llegar a ser un buen presidente.

Luego del adiós en Wells Fargo Arena, la carrera por la Casa Blanca tomará una senda candente, en la que Clinton y Trump no escatimarán palabras en sus ataques y recriminaciones, que confirmarán que las elecciones de noviembre de 2016, entre lo imprevisible y escandaloso, serán de las más traumáticas para los votantes.


Prensa Latina

 
Prensa Latina