2
Publicado el 15 Noviembre, 2018 por Prensa Latina en Mundo
 
 

Denuncian en Brasil pérdida de acceso a medicina cubana por Bolsonaro

Gleisi Hoffmann, presidenta del PT

Gleisi Hoffmann, presidenta del PT

Brasilia, 15 nov (PL) La presidenta del Partido de los Trabajadores (PT)  denunció que por las amenazas del presidente electo, el ultraderechista Jair Bolsonaro, Brasil pierde hoy acceso a la medicina cubana, reconocida por la Organización Mundial de la Salud.

‘Me siento triste por el pueblo brasileño que es tan bien asistido por ellos (los médicos cubanos). Vi ese programa nacer y ayudé a implementarlo’, dijo Hoffmann en su cuenta de la red social Twitter.

Asegura que entiende las razones: ‘el irrespeto, las amenazas y la violencia con que Bolsonaro trata a Cuba les dejan en seguridad’.

Cuba determinó ayer retirar a sus galenos del Programa Más Médicos de Brasil ante declaraciones despreciativas de Bolsonaro, quien ‘cuestionó la preparación de nuestros médicos y condicionó su permanencia en el programa a la reválida del título y como única vía la contratación individual’.

Para Marilia Guimaraes, presidenta del Capítulo Brasileño Red Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad, resulta duro tal escenario y con mucho dolor leyó y releyó sobre la retirada de los profesionales cubanos de la salud.

‘Estoy muy triste por el pueblo brasileño’, exteriorizó.

Según Pedro Oliveira, dirigente del Partido Comunista de Brasil, Bolsonaro pretende colocar la responsabilidad en la Isla y no en la posición ideológica del futuro gobierno contra Cuba y contra los propios brasileños.

Mientras que José Reinaldo Carvalho, de la misma organización política, aseveró que la ‘solidaridad de Cuba es reconocida por el pueblo brasileño. La decisión del gobierno cubano es una expresión de dignidad’, remarcó.

En una nota, el Movimiento Sin Tierra (MST), Red Nacional de Médicos y Médicas Populares se solidariza con Cuba, ‘ejemplo de que la medicina puede ser para todos. Ejemplo de que las favelas, el desierto y la Amazona pueden tener médico’.

‘Ejemplo, prosigue el MST, que el pobre puede ser médico. Ejemplo que el negro puede ser médico. Ejemplo de que el Estado debe garantizar salud como un derecho. Ejemplo de amor latino’.

Con verbo solidario, Maria do Socorro Gomes, presidenta Consejo Mundial por la Paz, expresó por medio de una red social que ‘apoya a los médicos cubanos, al pueblo y Gobierno de Cuba, ofendidos por un presidente estúpido y sin la mínima preocupación por las necesidades del pueblo brasileño’.

Médicos cubanos en Brasil/ PL

(Foto: prensa-latina.cu)

Las autoridades sanitarias de pequeñas ciudades al interior del nordeste de temen hoy un apagón de salud por la salida de los , ante posiciones ofensivas del futuro gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro.

‘Volveremos a un nivel de ocho años atrás, son casi tres millones de bahianos que quedarán sin médico’, dijo al diario Folha de Sao Paulo el director de atención básica de la Secretaría de Salud de Bahía, Cristiano Soster.

El Ministerio de Salud (Minsap) de la isla anunció ayer que no continuará en el Programa Más de , ante condicionamientos expuestos por Bolsonaro para los profesionales del país caribeño.

El nordeste de este gigante país sudamericano fue una de las regiones que más absorbió a los profesionales en el marco del programa.

En Bahía, el total de 846 repartidos en 313 municipios corresponde al 20 por ciento de los galenos que actúan en la atención básica de salud.

Con la salida de estos profesionales, esa cobertura que actualmente es del 63 por ciento deberá caer al 43.

En Pernambuco, la mitad de las mil plazas del programa son cubiertas por profesionales que atienden buena parte de las poblaciones de la zona rural y de pequeños municipios que, ahora, no contarán con atención médica.

Fuera del nordeste, alertan autoridades sanitarias eñas, el temor está en el impacto junto a las poblaciones indígenas y en las periferias de los grandes centros urbanos, pues los son los únicos que se disponen a atender a la población en áreas conflictivas, como las favelas.

ia, 15 nov (PL) Indignado por la autoritaria y deformada postura ideológica de su futuro presidente, el ultraderechista Jair Bolsonaro, el pueblo eño lamenta hoy la salida de los profesionales del Programa Más de .

‘Aún no lo tenemos como presidente (a Bolsonaro) y ya desprotege y debe a este pueblo ocho mil ‘, declaró a Prensa Latina el arquitecto Manoel Rocha, en alusión a la retirada de esa cantidad de galenos caribeños por las desdeñosas y ofensivas declaraciones del electo gobernante.

Rocha, de 47 años, lamenta que por ‘estupideces de un exmilitar que llegó al poder, pero por lo visto no quiere a sus compatriotas, se vaya a perder la oportunidad de sanear a este pueblo, que en su mayoría no puede pagar una consulta médica’.

Para nadie es un secreto, reflexiona el urbanista, oriundo de Río Grande del Sur, que ‘los laboran en zonas inhóspitas y de difícil acceso, donde los eños no quieren ir y cuando ellos partan se dispararán, para mal, los índices de salud’.

En esa misma arista, el especialista en salud pública y profesor jubilado Flávio Goulart dijo a un diario que no tiene condiciones para reponer a los que se perderán con la salida de Cuba del programa.

El presidente del Consejo Nacional de Secretarías Municipales de Salud (Conasems), Mauro Junqueira, estima que la retirada de los profesionales puede llevar a una desasistencia de la población atendida por ellos, pues los caribeños son más de la mitad de los profesionales participantes del programa.

Según Junqueira, 24 millones de eños viven en las áreas donde los trabajan, principalmente en lugares de difícil acceso, como reservas indígenas.

Alexandre Padilha, entonces ministro de Salud en el Gobierno Dilma Rousseff (2011-20016), cuando el programa fue implementado, lamentó tal situación.

En un vídeo publicado en las redes sociales, Padilha afirma que éste es ‘un día triste para la salud pública y para la política exterior de ‘.

Remarca que es el resultado de ‘reiteradas agresiones’ del presidente electo. La salud pública y el pueblo más pobre pierden mucho hoy. Esto es lo que sucede cuando se pone el espíritu de la guerra y los intereses particulares por encima de las necesidades de nuestro pueblo.

‘Día triste para la salud pública provocado por una acción insuficiente y conflictiva del actual presidente electo de nuestro país’, puntualizó.

Médicos cubanos en Brasil/ CONASEM/ PL

(Foto: prensa-latina.cu)

Secretarios municipales de salud y alcaldes eños pidieron hoy al presidente electo, el ultraderechista Jair Bolsonaro, que revise su postura sobre la permanencia de profesionales en el Programa Más .

‘Las entidades piden la revisión del posicionamiento del nuevo gobierno, que marcó cambios drásticos en las reglas del programa, lo que fue determinante para la decisión del Gobierno de Cuba’, señalan en una nota conjunta el Consejo Nacional de Secretarías Municipales de Salud (Conasems) y el Frente Nacional de Alcaldes (FNP).

Ante tal situación, el Conasems y la FNP muestran preocupación y apelan al mantenimiento de los profesionales en este gigante país bajo el riesgo de faltar atención a la población.

Según ambas entidades, con la interrupción de la colaboración con La Habana más de 29 millones de eños podrán quedar desamparados de la atención básica de salud.

Demandan a Bolsonaro que revise la decisión de aplicar nuevas exigencias para la permanencia de los .

‘En carácter emergente, se sugiere el mantenimiento de las condiciones actuales de contratación, repasadas en 2016 por el Gobierno de Michel Temer y confirmadas por el Supremo Tribunal Federal, en 2017’, remarca la nota.

Revela que los profesionales representan actualmente más de la mitad de los del programa, lo cual podría acarrear un escenario desastroso para al menos tres mil 243 municipios.

‘De los cinco mil 570 municipios del país, tres mil 228 (79,5 por ciento) solo tienen un médico por el programa y el 90 por ciento de las atenciones de la población indígena son hechos por profesionales de Cuba’, agrega el texto emitido.

El Conasems y la FNP recuerdan que Más es ampliamente aprobado por los usuarios, con un 85 por ciento de satisfacción en relación con la mejora en la asistencia de salud después de la implantación del programa.

‘Cabe destacar que el programa es una conquista de los municipios eños en respuesta a la campaña’ Dónde el Médico?, liderada por el Frente Nacional de Alcaldes (FNP) en 2013, apunta el mensaje.

Concluye que en la ocasión, alcaldías y alcaldes evidenciaron la dificultad para contratar profesionales que atendieran en el interior del país y en la región periférica de las grandes ciudades de .

(http://www.brasil247.com/)

La expresidenta Dilma Rousseff califica hoy de pérdida irreparable el fin del convenio entre Cuba y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) que garantizaba la participación de profesionales en el Programa Más de .

Tal proyecto ‘creado durante mi gobierno, ofreció hasta 2016 atención médica a 63 millones de eños y eñas, muchos de los cuales jamás habían tenido acceso a un profesional de salud’, explica Roussef en un extenso artículo que publica en una página personal en Internet.

Critica las declaraciones intempestivas de Bolsonaro, quien ignora la dimensión diplomática que rodea la relación entre países.

En especial, apunta la senadora, ofende la exigencia de respeto a los convenios legalmente firmados, así como a la civilidad necesaria a los acuerdos de cooperación entre naciones.

‘Para nuestra gente más humilde, la extinción del programa será una pérdida irreparable a corto y medio plazo’, recalca la exmandataria, quien considera gravísimas las consecuencias de la ruptura.

También aprecia de ‘unilateral e irrespetuosa la decisión de Bolsonaro al criticar por Twitter los términos del convenio firmado en mi gobierno, y renovado, sin modificaciones, hasta el Gobierno de (Michel) Temer’.

Alerta que las manifestaciones leves y autoritarias pueden incluso alejar a de otros países que participan minoritariamente del Programa Más .

Según Roussef, una encuesta realizada por la Universidad de Minas Gerais, por solicitud de su gobierno, ‘mostró que el 95 por ciento de la población aprobaba el trabajo de los que integran el programa, sin distinción de nacionalidad, y el 90 por ciento de los usuarios dieron nota de ocho a 10 al Más ‘.

Refiere que en abril de 2016, el programa tenía 18 mil 240 , la mayoría oriundos de Cuba, gracias al convenio entre el gobierno eño y la OPS.

Para la exjefe de Estado, los fueron esenciales para llenar las vacantes del programa. En la llamada inicial, los galenos eños no se presentaron en número suficiente.

Después, prosigue, se abrió el programa para de América Latina; y, finalmente, como aún no habían sido ocupadas ni siquiera la mitad de las vacantes, se firmó con la OPS un convenio para la convocatoria de galenos .

Cuba es uno de los países del mundo que tiene la más alta relación entre y población -6,7 profesionales para cada grupo de mil habitantes – y una reconocida experiencia y competencia en cooperación internacional en el área de salud, reseña Rousseff.

‘La población eña fue beneficiada por la generosa competencia de los , a quienes el Gobierno de debe reconocer su fraterna solidaridad. A ellos rindo mi homenaje y agradecimiento. El trabajo de estos profesionales dedicados y generosos hará falta a los eños’, subraya la expresidenta.


Prensa Latina

 
Prensa Latina