0
Publicado el 22 Septiembre, 2019 por Prensa Latina en Mundo
 
 

La UE al Reino Unido: Nosotros no inventamos el Brexit

Brexit, Unión Europea, Reino Unido,
(Foto: prensa-latina.cu)

Londres, 22 sep (Prensa Latina) El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, responsabilizó hoy al Gobierno británico de lo que suceda en la frontera irlandesa en caso de que el Reino Unido abandone la alianza sin acuerdo el 31 de octubre.

Nosotros no inventamos el Brexit, recordó el líder europeo en declaraciones este domingo a la televisora Sky News, tras advertir que la Unión Europea (UE) no se hace responsable de cualquier consecuencia que se derive de la decisión tomada por el Reino Unido en el referendo de 2016.

Juncker también recalcó que la opción de una salida abrupta que maneja el primer ministro Boris Johnson traerá como resultado el restablecimiento de una frontera física entre Irlanda y la provincia británica de Irlanda del Norte.

Tenemos que velar por los intereses de la Unión Europea (UE) y de su mercado interno, apuntó el funcionario, quien, no obstante, dijo que aún existían posibilidades de llegar a algún tipo de acuerdo sobre ese asunto.

En ese sentido, recordó que la salvaguarda introducida por la UE en el tratado de retirada para evitar una frontera física entre ambas Irlandas, pero que el Parlamento británico se niega a respaldar, era un instrumento de garantía y no un objetivo en sí misma.

De lograrse algún arreglo alternativo que nos permita alcanzar esos mismos objetivos, entonces no necesitaríamos la salvaguarda, aseguró. En virtud del llamado backstop, una vez consumado el divorcio, Irlanda del Norte seguiría bajo las regulaciones comerciales y aduanales de la UE hasta tanto se firme un nuevo acuerdo que regule las nuevas relaciones bilaterales.

Los euroescépticos británicos consideran, sin embargo, que esa medida constituye una violación de la soberanía nacional.

El Reino Unido debió salir de la alianza europea el 31 de marzo pasado, después que el 52 por ciento de los británicos votó a favor del Brexit en el referendo de junio de 2016.

La negativa del Parlamento británico a respaldar el pacto firmado por la entonces primera ministra Theresa May obligó a posponer la salida, primero para abril pasado, y luego para octubre próximo.

Los detractores de un Brexit sin acuerdo, por su parte, temen que el país quede sumido en el caos, como resultado de los desabastecimientos de medicinas y de alimentos frescos, el incremento del precio de los combustibles y los disturbios que se prevén en el caso de una salida abrupta.

Para evitar ese escenario, el Parlamento británico aprobó semanas atrás una ley que obligaría a Johnson a solicitar a la UE una nueva extensión de la retirada, a menos que logre negociar un nuevo pacto antes del 19 de octubre.

El gobernante conservador se muestra, sin embargo, reacio a pedir una prórroga y amenaza con sacar al país del bloque el 31 de octubre, con o sin acuerdo, a pesar de los consejos de varios de sus correligionarios, entre ellos el ex primer ministro David Cameron.

‘Un Brexit sin acuerdo no es una buena idea’, alertó Cameron este domingo a la cadena Sky, tras exhortar a Johnson a enfocarse en lograr un pacto con la UE antes de que finalice el plazo dado por el Parlamento.


Prensa Latina

 
Prensa Latina