0
Publicado el 11 Diciembre, 2020 por Redacción Digital en Mundo
 
 

Homenaje en Angola al legendario Raúl Díaz-Argüelles

Conocido en Angola en tiempos de la guerra como Domingo da Silva, Díaz-Argüelles perdió la vida en la madrugada del 11 de diciembre de 1975 en la comuna de Hengo, provincia de Cuanza Sur, durante la batalla de Ebo
Raúl Díaz Argüelles una leyenda en la historia de Angola. (Foto: Autor no identificado)

Raúl Díaz Argüelles una leyenda en la historia de Angola. (Foto: Autor no identificado)

Luanda, 11 dic (Prensa Latina) Al pie de la tumba del comandante Raúl Díaz-Argüelles, en el cementerio aquí del Alto de las Cruces, rindieron homenaje hoy a los internacionalistas de Cuba caídos en combate en Angola.

Bajo las condiciones restrictivas de la Covid-19, solo un grupo reducido de directivos y trabajadores de la corporación Antex y diplomáticos de esa nación caribeña, pudo acudir a la cita en representación de los más de mil compatriotas que actualmente prestan ayuda en esta tierra africana.

Conocido en Angola en tiempos de la guerra como Domingo da Silva, Díaz-Argüelles perdió la vida en la madrugada del 11 de diciembre de 1975 en la comuna de Hengo, provincia de Cuanza Sur, durante la batalla de Ebo.

Aquel épico enfrentamiento resultó decisivo y la victoria se debió sobre todo a Díaz-Argüelles, quien ‘pasó a ser una leyenda en la historia moderna de Angola’, dijo el entonces ministro de Defensa de este país, Iko Carreira.

En la tarja colocada en el cementerio del Alto de las Cruces, en Luanda, aparece también el nombre de guerra del jefe militar cubano, cuyos restos mortales fueron trasladados años más tarde al suelo patrio.

Una joven integrante del colectivo de Antex, Ariadna Rendón, es la encargada esta vez de rememorar aquellos acontecimientos, expresión de la solidaridad y el altruismo de un pueblo que no dudó en responder a la solicitud de ayuda militar formulada en 1975 por el primer presidente de Angola, António Agostinho Neto.

Raúl Díaz Argüelles (con gafas en el centro) en los días de la misión en Angola.

Raúl Díaz Argüelles (con gafas en el centro) en los días de la misión en Angola.

Ascendido póstumamente al grado de general de brigada el 2 de diciembre de 1976, Díaz-Argüelles también fue reconocido con el título honorífico de Héroe de la República de Cuba y en 2019 fue condecorado post mortem con la Orden Agostinho Neto, la más alta distinción que otorga el estado angoleño.

El legado de aquellos internacionalistas, dijo la representante de Antex, inspira a los actuales colaboradores cubanos, quienes bridan sus servicios en la construcción, la salud, la educación y otros ámbitos de socioeconómicos.

Profesionales de la mayor de las Antillas participan hoy en el combate a las enfermedades, la alfabetización de niños, mujeres y hombres, la enseñanza universitaria y de nivel medio, la formación de cuadros del sector de la salud, ‘para que la patria de Neto continúe avanzando como referente social y económico para África’, subrayó.


Redacción Digital

 
Redacción Digital