0
Publicado el 3 Febrero, 2021 por Prensa Latina en Mundo
 
 

Alertan en Venezuela sobre creación por EE.UU. de ‘falsas distensiones’

Compartir
Instituto Robinson de Venezuela/ Foto ACN

¿Aflojamiento o cuidado de las apariencias?, El Instituto Samuel Robinson de Venezuela realiza un minucioso análisis del trasfondo político de la Licencia General 30A anunciada por Washington./ Foto en ACN

Investigadores del Instituto Samuel Robinson de Venezuela, calificaron hoy de medida superficial y sinuosa la licencia de ciertas operaciones emitidas por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos la víspera.

Un artículo publicado este miércoles en la web de ese centro de investigaciones, titulado Nuevas excepciones del bloqueo a Venezuela: ¿Aflojamiento o cuidado de las apariencias?, realiza un minucioso análisis del trasfondo político de la Licencia General 30A anunciada por Washington.

El Departamento del Tesoro dispuso que se permiten operaciones en las cuales sean necesarios el uso de puertos y aeropuertos venezolanos, sin embargo, esta medida específica que no autoriza transacciones con personas o instituciones sancionadas distintas al Instituto Nacional de los Espacios Acuáticos (INEA).

Según el análisis de los expertos, esa especificidad inhabilita, de hecho, cualquier trato de alguna entidad pública o privada con otras instituciones del Estado venezolano.

Lo cierto, acota el artículo, es que el Estado venezolano ha venido haciendo uso ininterrumpido de esas infraestructuras mellando y evadiendo el bloqueo circunstancialmente, en alianza con algunas empresas y algunos países que han cooperado con la nación en un marco de relaciones discretas y excepcionales.

Para los investigadores esto implica en realidad que las condiciones no varían de manera significativa, pues el bloqueo estadounidense continúa idéntico, al no emitirse licencias favorables a tratos con el Estado venezolano en áreas vitales como energía, minería, finanzas, alimentos, salud, tecnología y comercio. De igual forma subraya que la misma es una estrategia poco clara, ya que dichos anuncios podrían confundirse con la aparente intención de la administración del presidente Joe Biden de distanciarse en sus métodos del gobierno de su antecesor, cuando en realidad ‘son mecanismos escalonados de creación de falsas distensiones’.

‘Si el cambio de mando en Estados Unidos y sus relaciones exteriores fuera entendido en la lógica del ‘policía bueno y el policía malo’, este sería el turno de los Demócratas, los policías ‘buenos’ habituales, pero capaces de dar continuidad al esquema de asfixia a Venezuela’, refiere.

Los investigadores venezolanos recalcan además que la probabilidad de una estrategia sinuosa por parte del nuevo gobierno estadounidense, no ha de ser descartada, a menos que en lo sucesivo se consoliden señales evidentes de un retroceso en las presiones contra Venezuela.

‘Esa distensión creíble, pasaría por el justo reconocimiento del Estado venezolano y sus instituciones legítimas mediante un acuerdo político mínimo, y ese momento parece todavía lejano’, vaticina el artículo publicado por el Instituto Samuel Robinson.

Compartir

Prensa Latina

 
Prensa Latina