1
Publicado el 22 Junio, 2021 por María Victoria Valdés Rodda en Mundo
 
 

CUBA CONTRA EL BLOQUEO

Desafiando la “locura” imperial

El lastre del bloqueo implica ingeniosidad y resistencia. Eso es inocultable. Y el mundo sabe. Por eso este 23 de junio en la ONU, Cuba nuevamente vencerá
Compartir
La emigración defiende lazos muy fuertes. (cubadebate.cu)

La emigración defiende lazos muy fuertes. (cubadebate.cu)

Por MARÍA VICTORIA VALDÉS RODDA

Cachita siempre ha defendido esta tierra: en la cola del pan, en las tareas de la FMC, en la terquedad de vivir sola sin irse para allá, “enfrente” porque confía en la Revolución y sabe que el principal, aunque no el único obstáculo al desarrollo, es el maldito bloqueo. Pero nunca lo había experimentado tan de cerca como cuando su hijo Ernesto la llamó desde Kansas. – “Ay mijo te dije que era una locura vivir ahí. Desde Miami es más fácil mandar el dinero, pero tú dale que dale, que ahí estaba la Apolo 13. Total, jamás serás cosmonauta”. – “Vieja déjame terminar. No es problema del lugar, es que los americanos han prohibido las remesas”- “¿Sí?, aquí no han dicho nada”. – “Ya lo dirán mami, tranquila, que yo invento”.

Esta mujer es real, vive en el Vedado capitalino, y es tía mía. Su caso representa a miles de familias cubanas, amparadas desde lejos por el amor de los suyos. Personas que doblan el lomo para “salir” adelante y a la vez ser solidarios, valor que aprendieron en Cuba desde chiquitos. Y nada tiene que ver el lugar de residencia: el 23 de octubre de 2020, los EEUU cortaron ese flujo de humanidad.

A partir de cómputos del EEUU-Cuba Trade and economic council a nuestro país entraban anualmente, directo de USA, de entre dos mil hasta más de cuatro mil millones por concepto de remesa, las que ayudaban en un montón de cosas. Quizás en estos momentos sea menos. No estoy segura porque como mis parientes, el cubano no abre la puerta a la derrota.

Vamos a contracorriente a los deseos imperiales de doblegarnos. Situación que Cuba viene denunciando sistemáticamente: en Twitter nuestro Ministerio del Comercio Exterior y la Inversión Extranjera (Mincex), reveló que el sistema bancario y financiero cubano -entre abril de 2019 y marzo de 2020- tuvo por ello afectaciones monetario–financieras superiores a los 284,3 millones de dólares. Y solo entre abril y diciembre de 2020, dicha obcecada política yanqui causó pérdidas en el orden de los 3 586,9 millones de dólares, ascendentes a un total de 9 157,2 millones de dólares entre abril de 2019 a diciembre de 2020.

¿Y con la Covid-19, allá “enfrente” han tenido un gesto compasivo?  Na na ni na, como diría mi tía Cachita. La salud también ha sufrido con lo que a todas luces es una política de terrorismo de Estado. De nuevo, entre abril de 2019 a marzo de 2020, la Empresa Importadora y Exportadora de Productos Médicos (MEDICUBA S.A.) contactó a 50 compañías estadounidenses con el objetivo de importar equipos, medicamentos y otros insumos necesarios. La gran mayoría hizo mutis, excepto tres que alegaron estar imposibilitadas de comerciar con entidades cubanas por el bloqueo. Por derivación no pudieron obtenerse medicamentos para el cáncer de próstata, de mama, pulmón, vejiga, siendo la oncología y la pediatría las áreas más afectadas.

Además, en un enjundioso artículo de Randy Alonso, de Cubadebate, la vicepresidenta de BioCubaFarma, Tania Urquiza Rodríguez, informó que se les hace casi imposible comprar materias primas cerca, de modo que, en con frecuencia, deben recurrir a intermediarios que trasladan o nacionalizan esos componentes en un tercer país para poder sumistrarlas. “Estas acciones del bloqueo encarecen en más de un 30 por ciento, y a veces en un 50 por ciento, los insumos y materias primas que tenemos que adquirir para poder producir nuestros medicamentos. Esto dilata, además, los periodos de reaprovisionamiento para las producciones (…)”.

Elimina el Bloqueo

. (Foto en cubadebate.cu)

Sin embargo, esta amalgama nacional peculiar que somos, jamás se rinde, por eso aquí seguimos bailando, trabajando, teniendo hijos, y asumiendo esta complicada vida, y, ahora con la Pandemia ponemos la ciencia revolucionaria a punto de ebullición con los cinco candidatos vacunales contra la maldita enfermedad. Si nos tomáramos trágicamente todo este rosario de calamidades, aquí nadie osaría seguir pensando en el futuro. Uno soberano e independiente, porque la posibilidad de anexión es la que se busca desde las altas esferas de la nación norteña. Y aunque hay estrés, dolor, mucho, – y a veces hasta impotencia- a nivel individual y colectivo, el Gobierno cubano siempre busca soluciones.

Lástima la sistemática propaganda tergiversadora de nuestra realidad, pero incluso con ella no pueden tapar los efectos devastadores para la familia cubana: ahí están los amigos en todas partes del mundo para defendernos. Lo hacen con sus caravanas de apoyo, desafiando a extremistas y a los ultraderechistas. O desde una prensa de izquierda como La Haine, colectivo de distintos lugares de España y América Latina que difunde las luchas contra las políticas dominadoras a nivel local y global. Podemos mencionar asimismo a Aporrea.org, periódico digital de Venezuela, defensora de los valores de igualdad y justicia. Y para asombro de esta reportera existe en Puerto Rico, prensasincensura.com, que desde la hermana Isla, “publica lo que otros medios ignoran” tal y como se definen públicamente. En todas estas muestras Cuba aparece como guía y luz. Y hay más. Muchos más en Europa, Asia, Oceanía, Oriente Medio y África.

Eso explica el amplio respaldo con el que es acogido el Informe sobre las afectaciones del Bloqueo estadounidense a la Mayor de las Antillas presentado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba (Minrex), desde 1991, ante la Asamblea General de las Naciones Unidas. Al de 2021 le sumará el impacto de las 240 medidas punitivas (parte de ese mecanismo criminal) dejadas por Trump como “regalo”, tanto a la Revolución cubana como a la nueva administración estadounidense, la cual en la figura de Joe Biden pudiera tomar acción y revertir varias de ellas.

Por eso el pueblo cubano reconoce que a veces está extenuado, pero también afirma con convicción que no está vencido. ¡Si no me cree, venga! ¡Será bienvenido con alegría y se le contará toda la verdad donde es imposible excluir al bloqueo! Ah, ahora está difícil no solo por la Covid-19 sino porque, por ejemplo, los viajes turísticos en Cruceros desde los Estados Unidos también entran en las 240 medidas trumpianas. Ya desde hace dos años cerca de un millón de cruceristas se vieron impedidos de tocar puertos cubanos, lo que perjudicó a miles de negocios por cuenta propia dedicados a la transportación, alojamiento y recreación. Y todavía Antony Blinken, actual secretario de Estado de los Estados Unidos, asegurar que su país favorece a nuestros trabajadores privados, quizás en un intento por ganarse a ese sector política e ideológicamente. Mas no es invención febril de Cuba ni de Cachita.

En 1962, el presidente demócrata John F. Kennedy, firmó la orden de un bloqueo total contra esta Tierra. En la ONU, este 23 de junio, Cuba lo condenará. Y nuevamente el mundo abrirá la puerta correcta de la Historia. Sus pueblos ya lo hacen.

Compartir

María Victoria Valdés Rodda

 
María Victoria Valdés Rodda