0
Publicado el 18 Julio, 2021 por Prensa Latina en Mundo
 
 

Samper: disturbios en Cuba, próximas elecciones y los ‘enemigos comunistas’

Compartir

Por Odalys Troya

Ernesto Samper, secretario general de la Unasur .

Ernesto Samper, expresidente de Colombia (Foto: RHC)

El expresidente de Colombia Ernesto Samper atribuyó hoy buena parte de los disturbios ocurridos en Cuba a un posible libreto de desestabilización en el contexto de la agenda geopolítica latinoamericana marcada por procesos electorales.

En entrevista con Prensa Latina, vía Internet, explicó que llama poderosamente la atención que los episodios del supuesto estallido social en Cuba coincidan con algunos eventos electorales que tendrán lugar en Brasil, Colombia, Nicaragua, Argentina e inclusive en los Estados Unidos, más concretamente, en la Florida el año entrante.

No cabe ninguna duda que hay una intención de desarrollar un libreto de desestabilización que de alguna manera pueda tener un impacto electoral y sobre esto hay que estar muy claros, puntualizó el exgobernante (1994-1998).

‘Los temas de Cuba no solo se están manejando desde Cuba, también se están manejando desde las bodegas de hackeo que tienen montados los anticubanos en Miami, Florida’, señaló el también exsecretario de la Unión de Naciones Suramericanas (2014-2017).

Agregó que tampoco hay que descartar que la solución del tema de Cuba esté ligada a la disputa electoral que debe darse en las elecciones de medio término en la Florida, territorio que perdió el presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Son elementos para tener en cuenta en el análisis de un contexto mucho más amplio que unas simples manifestaciones de inconformidad explicables en Cuba que no se parecen a la realidad de otras multitudinarias y violentas protestas en varias partes de América Latina, agregó.

‘Hasta donde yo he visto, en ningún país donde se han registrado éstas movilizaciones masivas se han producido contramanifestaciones de respaldo y solidaridad como las que se han visto recientemente en la Isla’, expresó el estadista.

En opinión del político colombiano, este tema no tuviera mayor importancia si no tuviera un reflejo mediático.

No hay que olvidar que en América Latina han progresado una serie de poderes fácticos, estoy hablando de grupos económicos, grupos comunicacionales, jueces y fiscales empeñados en la judicialización política y organizaciones no gubernamentales fletadas con recursos internacionales.

Estos poderes han ocupado el espacio que han dejado huérfano, en varios países, los partidos políticos en medio de la crisis de representatividad que vivimos, enfatizó a Prensa Latina.

Además, siguen un libreto siniestro que consiste en debilitar los Estados y convertir la política en un ejercicio de polarización ideológica en que la ciudadanía no vota por alternativas o proyectos de cambio sino por odios de clase que encarnan líderes efímeros, afirmó.

‘Esas noticias falsas sobre Cuba, muchas de las cuales se originaron en Miami haciendo uso de unas sofisticadas y costosas plataformas de georreferenciación de alta tecnología, tienen claro el viejo propósito de meterle miedo a la gente para que su voto sea defensivo’, explicó.

Por eso sacan del armario viejos eslóganes como el de los ‘enemigos comunistas’, la ‘pérdida violenta de la propiedad privada’ o la estigmatización de líderes e ideas progresistas que califican de ‘terroristas’.

Acerca del magnicidio del presidente de Haití, Jovenel Moïse, perpetrado presuntamente por militares retirados de Colombia, la denuncia de un hackeo de la inteligencia militar venezolana a la colombiana y lo que se maneja en el tema de Cuba, señaló que parecerían formar parte una agenda de desestabilización de América latina.

Son situaciones que tienen lugar ‘sospechosamente en una época electoral de grandes definiciones’, enfatizó Samper, uno de los fundadores del Grupo de Puebla.

Sobre los episodios de disturbios sociales en Cuba señaló que no deben extrañarnos, en el contexto de la emergencia mundial que se vive por la Covid-19 y de la cual no escapan todos los países de la región, incluida la nación caribeña.

Aunque en el caso de ésta última hay un elemento explosivo adicional y es que, además de la pandemia, existe un bloqueo que le ha costado al país, alrededor de 347 mil millones de dólares en los 61 años que lleva, subrayó el expresidente colombiano.

‘Un bloqueo injusto, unilateral hegemónico, rechazado por Naciones Unidas que sobrevive gracias por cuenta de los enfrentamientos políticos entre demócratas y republicanos desde hace muchos años en la Florida debido a la fuerte influencia que tienen los sectores cubanos que están contra la Revolución en Cuba’, remarcó.

Sin embargo, Cuba ha logrado hacer convertir la lucha por la supervivencia, en medio del bloqueo, en un ejemplo de heroísmo y dignidad para el mundo.

‘Cuba es el George Floyd del mundo, asfixiado por la bota cruel del bloqueo que le siguen aplicando los Estados Unidos, inclusive en la dura época de la pandemia’, describió Samper al hacer una analogía con los daños del bloque económico, comercial y financiero al pueblo de la Isla.

El reconocido político aludió al comunicado emitido por del Grupo de Puebla la pasada semana:

‘Qué país puede sobrevivir cuando le limitan la movilidad de sus personas, de sus divisas, mercancías, servicios, alimentos, medicamentos, repuestos para sus plantas eléctricas, precisamente en momentos tan difíciles como este que vivimos’, citó el político colombiano en diálogo con Prensa Latina.

Compartir

Prensa Latina

 
Prensa Latina