0
Publicado el 26 Enero, 2016 por ACN en Nacionales
 
 

Incrementan en Granma preparación ante peligro de sismo

Federico Hernández Hernández, presidente del CDP reiteró la importancia de incorporar las acciones preventivas a la cotidianidad, para reducir posibles daños materiales pérdidas humanas, en caso de producirse un sismo de gran magnitud
Muchos de los sismos perceptibles en Santiago, también lo son en Granma.

La mantenida secuencia de sismos revela la presencia de una situación inédita, potencialmente muy peligrosa. (Foto: radiohc.cu)

Instituciones de la provincia de Granma -una de las más vulnerables de Cuba a la ocurrencia de terremotos-, multiplican las acciones de preparación de la población frente a la anómala actividad sísmica que vive el oriente de Cuba desde el pasado día 17.

La información se conoció, en la ciudad de Bayamo, donde tuvo lugar una audioconferencia del Consejo de Defensa Provincial (CDP) con sus homólogos de los 13 municipios, para analizar la marcha de orientaciones impartidas la semana anterior.

Según un despacho de la Agencia Cubana de Noticas (ACN), las organizaciones de masas y los medios locales de difusión aceleran la instrucción y la información a las personas, en centros laborales, escuelas y comunidades, a fin de que no quede nadie desprevenido.

Federico Hernández Hernández, presidente del CDP, reiteró la indicación de incorporar las acciones preventivas a la cotidianidad, para reducir posibles pérdidas humanas, objetivo básico del sistema cubano de defensa civil, acotó.

Recalcó la importancia de puntualizar todas las medidas diseñadas con vistas a posibles catástrofes, e hizo énfasis en las necesidades de fuerzas y medios para cada tarea.

También llamó garantizar la presencia permanente de personas preparadas en los puestos de dirección, a fin de que respondan adecuadamente ante inquietudes de la población, y frente a cualquier emergencia.

Se han dado instrucciones de almacenar agua potable; evaluar las reservas de combustibles; asegurar los balones de gas; estudiar los lugares donde hay enrejados y muros, para despejar las vías de acceso, y parquear el transporte en lugares seguros.

De manera puntual serán atendidas las terminales de ómnibus y otros lugares cuya función propicie la concentran personas; revisar la situación de las zonas bajas, por los riesgos de inundación, igual que las zonas aledañas a las presas; asegurar la vitalidad de los grupos electrógenos, y crear reservas de alimentos.

Heberto Hernández Surós, coordinador en Granma del centro Nacional de Investigaciones Sismológicas, precisó que la falla tectónica cercana a Santiago de Cuba también pasa por el sur de Granma, y la mantenida secuencia de sismos revela la presencia de una situación inédita, potencialmente muy peligrosa.

Recientes estudios de vulnerabilidad, señaló, sitúan los mayores peligros en las ciudades de Bayamo y Manzanillo, dadas sus características físicas, mayor concentración poblacional, y presencia de sustancias potencialmente tóxicas. Recordó que la Ciudad Monumento Nacional fue destruida por terremotos de gran intensidad en 1551 y 1624, y la provincia también resultó afectada por fenómenos cuyos epicentros estuvieron en Pilón (1976), y en Cabo Cruz (1992).


ACN

 
ACN