0
Publicado el 17 Abril, 2016 por ACN en Nacionales
 
 

La Trocha de Santiago se “resta” años

Para la reparación de esta arteria de dos kilómetros de longitud, desde la que se puede llegar a diferentes destinos, sin tener que atravesar el Centro Histórico, laboran por tramos varios organismos y empresas, en virtud de lograr embellecerla a la altura de muchas otras, como Garzón, Martí, Céspedes, Las Américas y Patria
Compartir
Representantes de organismos y empresas, trabajando en calle Trocha.

Varios organismos y empresas laboran en tramos para que Trocha esté a la altura de otras arterias de la ciudad de Santiago. (Foto: sierramaestra.cu).

Conocida popularmente por Trocha, la avenida 24 de Febrero, de esta ciudad, rejuvenecerá gracias a un proyecto que está en marcha y beneficiará aceras, pavimentación, y rehabilitación de sedes hidráulicas, viviendas, jardinería y alumbrado público.

Una información de la Agencia Cubana de Noticias precisa que en el proyecto de iluminación colocarán lámparas de tipo Led, tecnología de menor consumo, mayor durabilidad y mejor iluminación.  Igualmente, las autoridades locales habilitarán parques para el esparcimiento y descanso de vecinos y transeúntes.

Muy conocida por razones de vialidad, culturales y tradiciones, gozó de fama décadas atrás por ser un área de carnavales, muy concurrida y alegre, y ahora se pretende devolverle ese atractivo.

Con dos kilómetros de extensión, laboran en tramos varios organismos y empresas para lograr que esté a la altura de muchas otras en la urbe como Garzón, Martí, Céspedes, Las Américas y Patria.

Su nombre oficial lo recibió en homenaje al levantamiento del 24 de febrero de 1895, mientras la denominación de Trocha le viene dada por los anillos militares construidos en la época colonial para defender la ciudad.

Desde esa arteria se puede llegar a diferentes destinos, sin tener que atravesar el Centro Histórico y así escapar a complejidades urbanísticas como calles empinadas, estrechas e irregulares y la intensidad del tránsito vehicular.

Imposible hablar de Santiago de Cuba sin mencionar a Trocha, por ser un símbolo en su historia.

Ana María Rodríguez, vecina de esa barriada hace 56 años, saludó la idea de su rescate.

Expresó el deseo de que vuelva a ser lo que fue, el área de más tradición carnavalesca, con sus conocidos carritos popularmente denominados de “la salá”, adornados y con música grabada, que bajaban y subían Trocha, con contagiosas piezas y estribillos y arrastrando tras sí a cientos de personas que movían los pie, arrollando.

Por cualquier festejo, bien por celebraciones, fechas o el triunfo en la pelota, se abría Trocha, por eso tan famosa, dijo.

Esa avenida enlaza por la parte baja que mira al mar con la de Jesús Menéndez, donde se encuentra el Paseo Marítimo, un regalo a los santiagueros por los 500 años de fundada la villa, en el 2015.

Compartir

ACN

 
ACN