0
Publicado el 10 Junio, 2016 por Prensa Latina en Nacionales
 
 

Asiste Díaz-Canel en III Pleno del Comité Nacional de la UJC

Sobre todo lo discutido, el primer vicepresidente opinó que se trata de un debate enaltecedor, muestra de que los jóvenes cubanos comprenden la importancia de la cultura para el desarrollo y fortaleza de todo país
Intervención de Miguel Díaz-Canel Bermúdez (I), miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Primer Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, a su lado Yuniasky Crespo Baquero , Primera Secretaria de la Unión de Jóvenes Comunistas, durante el Tercer Pleno del Comité Nacional de la UJC, en el Centro de Convenciones de la CTC Lázaro Peña, en La Habana, el 10 de junio de 2016. ACN FOTO/Marcelino VAZQUEZ HERNANDEZ/sdl

Intervención de Miguel Díaz-Canel Bermúdez , miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Primer Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, a su lado Yuniasky Crespo Baquero , Primera Secretaria de la Unión de Jóvenes Comunistas, durante el Tercer Pleno del Comité Nacional de la UJC, en el Centro de Convenciones de la CTC Lázaro Peña (FOTO/Marcelino VAZQUEZ HERNANDEZ/ACN)

La Habana, 10 jun (PL) La Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) de Cuba consagró hoy a la cultura como uno de sus principales centros de acción, en aras de defender los valores, la identidad nacional y la cubanía.

Durante el tercer Pleno de su Comité Nacional, al que asistió el primer vicepresidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, la organización analizó la participación juvenil en la política cultural cubana y subrayó la necesidad de incrementarla y perfeccionarla, como vía para garantizar la continuidad histórica de la Revolución iniciada en 1959.

En el debate del tema los participantes coincidieron que actualmente, ante el cúmulo de productos seudoculturales que reproducen e imponen patrones capitalistas de consumo, no queda otra alternativa que fortalecer la identidad nacional y los principios.

Frente a esas expresiones de colonialismo cultural, dijeron, los retos ideológicos se acrecientan, pero aseveraron que la UJC puede hacer mucho a partir de las expresiones culturales, de conjunto con las organizaciones estudiantiles y los movimientos juveniles, para contribuir a transformar esa realidad.

En ese sentido, acordaron continuar los análisis al respecto para encauzar el aporte que la agrupación política puede realizar en función de enaltecer la historia de la isla, elevar la educación formal de sus habitantes y el nivel de apreciación artística.

Asimismo, reconocieron la necesidad de revitalizar y jerarquizar lo mejor de las tradiciones culturales y símbolos de identidad de Cuba, en medio de continuos planes para deformar los valores de su pueblo y especialmente las nuevas generaciones.

Como respuesta a ello, el Comité Nacional se comprometió a involucrar más activamente a las filas de la UJC en la consolidación de la cultura como “verdadero escudo y espada de la nación”.

Sobre todo lo discutido, el primer vicepresidente opinó que se trata de un debate enaltecedor, muestra de que los jóvenes cubanos comprenden la importancia de la cultura para el desarrollo y fortaleza de todo país.

En el caso cubano, dijo Díaz-Canel, reviste una relevancia especial, pues se constituye en el principal campo de batalla de la Revolución, en defensa de sus conquistas, principios y valores humanistas.

Por eso hay que dar combate y enfrentar las agresiones permanentes que buscan socavar y desmontar nuestra cultura e ideología; y la mejor forma de hacerlo es con iniciativa y propuestas que expresen lo mejor de nuestra cultura y tradiciones, sentenció.

Similares criterios a los de Díaz-Canel fueron expuestos por el asesor del presidente cubano para temas culturales, Abel Prieto, el ministro de Cultura, Julián González, y el presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, Miguel Barnet, todos asistentes al Pleno de la UJC.

Según manifestaron, la cultura cubana es fuerte, al punto de que constituye un referente universal.

No obstante, coincidieron en la importancia de elevar la calidad, belleza e inteligencia de lo que se produzca, así como de crear sentido crítico y reflexivo en los jóvenes, para que la identidad y valores de esa cultura no sean desmontados por la seudocultura consumista y enajenante.


Prensa Latina

 
Prensa Latina