0
Publicado el 24 Febrero, 2017 por ACN en Nacionales
 
 

Ramiro Valdés insiste en elevar calidad de las producciones

La fábrica Minerva debe comenzar este año a producir sillas eléctricas para personas con discapacidades físicas, así como lograr producir 45 mil bicicletas mecánicas y 15 mil eléctrica

ACN FOTO/ Arelys María ECHEVARRÍA RODRÍGUEZ

Marta Hernández

Santa Clara, 24 feb (ACN) El Comandante de la Revolución Ramiro Valdés Menéndez, miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, significó hoy que la industria cubana debe lograr producciones con calidad que satisfagan a la población.

En una visita a la Empresa Industrial Ángel Villarreal, de Villa Clara, el también vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros puntualizó la necesidad de alcanzar procesos productivos integrados, por medio de los cuales las diferentes fábricas nacionales generen los componentes y partes que se necesitan, para reducir al mínimo las importaciones y abaratar los costos.

Esta entidad, con nombre comercial Minerva, está especializada en la generación de bicicletas y sillones de ruedas, mecánicos y eléctricos destinados a la red de tiendas recaudadoras de divisas de  todo el país.

Valdés Menéndez al referirse  a la producción de ciclos, insistió en la necesidad de realizar un estudio previo de mercado, para luego conformar diseños modernos  que respondan a las necesidades de los ciudadanos.

Significó que se deben  adicionar a cada vehículo los aditamentos tradicionales, como la bomba de aire, bolsa para herramientas y ponches, accesorios necesarios para el buen uso de esos medios de transporte.

Indicó  diversificar los modelos de manera que los compradores tengan distintas ofertas.

Reconoció la calidad de las bicicletas eléctricas, su confort y líneas modernas, y abogó por priorizar la calidad ante todo para alcanzar un lugar privilegiado en el mercado interior.

Durante el encuentro con directivos de la entidad conoció que los sillones de ruedas que ahora se fabrican tienen como materiales acero y carbono, por lo que son más duraderos y fáciles de usar que los anteriores.

La fábrica Minerva debe comenzar este año a producir sillas eléctricas para personas con discapacidades físicas, con un modelo novedoso y cómodo.

Elier Pérez Pérez, director de la entidad, expuso que en el 2017 deben alcanzar una producción de 45 mil bicicletas mecánicas de 15 modelos diferentes y 15 mil eléctricas.

Reconoció el directivo que esas cantidades no satisfacen la demanda nacional pero superan con creces los reales alcanzados en años anteriores.

Peréz Pérez, al explicar los planes productivos, comentó que trabajan en la fabricación de mil 500 sillones de ruedas para los miembros de la Asociación Cubana de Limitados Físicos y Motores del país, y  21 mil 200 para los servicios del Ministerio de Salud Pública.

En correspondencia con el programa de diversificación industrial se producen unas cinco mil sillas sanitarias destinadas a personas discapacitadas o ancianos.

Explicó que cuentan en los almacenes con la materia prima necesaria para cumplir las cifras planificadas  y prevén la venta de aditamentos y partes para que los usuarios de esos medios puedan adquirirlos.


ACN

 
ACN