0
Publicado el 27 Marzo, 2017 por ACN en Nacionales
 
 

Viandas, escasas en el plato del pinareño

Mientras en los MNAE falta variedad, los llamados carretilleros, ofertan casi 15 productos. Foto: Radio Sandino

Maritza Padilla Valdés

Pinar del Río, 26 mar (ACN) Casi 11 de la mañana, el día avanza y en el Mercado Agropecuario Estatal (MAE) La Línea, en esta ciudad, este viernes las viandas continuaban casi ausentes en los listados de las tarimas y en el plato del pinareño, situación repetida en las últimas jornadas.

  Sólo una ojeada al entorno y los espacios vacíos en los recintos circulares techados de guano, de conjunto con la inexistencia de clientes en sus mostradores, delatan el desabastecimiento reportado en ese sitio de concurrencia de 31 estructuras del municipio cabecera.

  Carlos Medina, un elocuente profesor, afirmó ser consumidor habitual de “La Línea”  y haciendo honor a las matemáticas que imparte, sacó cuentas claras, y dijo que con cebolla y calabaza no se puede hablar de variedad.

  Cuestionó que en los MAE estén casi totalmente “perdidas”  las viandas, mientras los llamados carretilleros, ofertan casi 15 productos, entre ellos malanga y plátano, muy demandados por la población y deficitarios en este mercado.

  A la espera de algo que no llega, Pablo Pérez Linares, uno de los expendedores, afirmó que en los últimos días la única vianda ofertada es la yuca. Él la limpia bien -aseguró-  para mejorar la apariencia, pero sigue con poca salida, y argumenta que decidió comprar un puñado para la casa y estaba amarilla y dura, casi incomible.

  Con su jaba vacía, Mariela Gálvez ya iba de retirada, estaba en busca de plátanos para su madre enferma, y no encontró el producto como en días anteriores, las llamadas placitas mantienen similar panorama y ello me obliga –explicó- a caer en manos de los carretilleros, que sí tienen de todo, pero con precios que llegan al cielo.

  José Barrios Rodríguez, administrador del Mercado Agropecuario Estatal, admitió esas carencias y explicó que en el caso del boniato, resultaba habitual traerlo desde La Habana, pero ello se dificultó por la insuficiencia del renglón también allá.

  Explicó que es cierta la ausencia del plátano, y ese día entraron cinco quintales, los primeros en el año, una cantidad ínfima, por lo que en buen cubano, “volaron” a los pocos minutos.

  Sin embargo, admitió que no ha habido problemas con las hortalizas, los organopónicos mantienen una buena presencia y variedad de productos y por otro lado el tomate “sacó la cara” por los demás renglones, con una propuesta estable y de calidad, asunto reconocido también por el público.

  Otro punto a favor, es la presencia de carne de cerdo todos los días, excepto los domingos, como está establecido, con precios más accesibles, aunque pobladores señalaron su entrada tardía en ocasiones, lo que genera horas de espera.

  En resumen, ese día de marzo el mayor MAE del territorio ofreció a los consumidores sólo propuestas de arroz, frijol negro y colorado, calabaza, cebolla, pimiento y una reducida cantidad de plátanos.

  Un informe del Sindicato de Trabajadores Agropecuarios y Forestales en el territorio, recoge un muestreo realizado anteriormente, el día 14 de marzo, cuando el promedio de viandas existentes en los MAE de toda la provincia era de dos variedades y particularmente los 22 establecimientos del municipio pinareño reportaron sólo una como media.

  Mientras, en una de las más céntricas calles de la ciudad, una carretilla con sugerencias de plátano macho, plátano fruta, ají, ajo, fruta bomba, cebolla, melón, pimiento, malanga, boniato, pepino, calabaza y tomate, llamaba la atención de todos los transeúntes.

  Su dueño rehusó identificarse y tampoco dio explicación de cómo garantizaba ese buen surtido, con precios sobredimensionados como el de la malanga a 10 pesos, por solo citar un ejemplo.

  Muchos otros en la urbe andan a tope de productos carretilla en mano, lo cual  apunta a la necesidad de perfeccionar la contratación de esos renglones con los productores, mediante un proceso riguroso que abarque todas las potencialidades, para evitar fisuras y otros resquicios que puedan favorecer el bolsillo de algunos en detrimento del pueblo.


ACN

 
ACN