1
Publicado el 10 Abril, 2017 por ACN en Nacionales
 
 

Cayo Juan Claro, pedraplén primogénito en Cuba

radiolibertad.cu

Roger Aguilera

Las Tunas, 9 abr (ACN)  Cayo Juan Claro era un enclave marino poco conocido por lo inaccesible a través de la vía terrestre, pero desde hace 117 años su geografía comenzó a transformarse con la construcción del primer pedraplén en Cuba.

  Quizás por no ser una obra de  gran envergadura,  en el país  comenzó a hablarse por doquier de pedraplenes cuando se inició la ejecución del que une a Morón con Cayo Coco, en la provincia de Ciego de Ávila, a partir de la década del 80 del pasado siglo.

   Pero lo cierto es que Cayo Juan Claro, ubicado en la Bahía de Bolsa de Puerto Padre, en Las Tunas, resultó el primogénito, aunque simple, al sólo tener una extensión de mil 600 metros construidos sobre bajos fondos, a partir de 1910.

   La idea de unir este cayo con tierra firme, surgió luego de terminarse la edificación de los centrales Chaparra (Jesús Menéndez) y Delicias (Antonio Guiteras), con el propósito de embarcar por esa vía el azúcar que fabricaban ambos colosos.

   En la pimera etapa se utilizaron piedras de disímiles lugares de Puerto Padre, las cuales se colocaban a mano sobre trípodes de madera dura clavada en  terreno lodoso.

  El trabajo terminó con la ubicación de una vía ferroviaria para la transportación de azúcar, y un sendero paralelo, mientras en la segunda etapa, en 1960, se construyó una carretera de 6,5 metros de ancho.

    La otra transformación de Cayo Juan Claro se dio a conocer al pueblo de Cuba el 20 de enero de 1978, cuando el  Líder de la Revolución Fidel Castro, inauguró en ese lugar la Terminal de Embarque de Azúcar a Granel Puerto Carúpano, desde donde hoy se exporta crudo de centrales de las provincias de Las Tunas, Camagüey y Holguín.

   Hoy esta instalación, sede de la Empresa de Servicios Portuarios Centro Este (Las Tunas, Camagüey y Holguín), está lista, además, para acoger todo el equipamiento chino de los parques eólicos que se levantarán en La Herradura Uno, La Herradura Dos y en Manatí.    


ACN

 
ACN