0
Publicado el 7 Mayo, 2017 por Marieta Cabrera en Nacionales
 
 

Premio a la lealtad y la consagración

La Unión de Periodistas de Cuba otorgó la Distinción Félix Elmuza a dos personalidades con relevante trayectoria en su desempeño profesional

 

Rolando Alfonso recibió la distinción de manos de Antonio Moltó, presidente de la UPEC. En la foto el también condecorado, doctor Luis Curbelo. Presidieron la actividad Joel Suárez y Alberto Alvariño, jefe y vicejefe del Departamento Ideológico del Comité Central del Partido, respectivamente, y Tubal Páez, presidente de honor de la UPEC, entre otros dirigentes. (Foto: GILBERTO RABASSA)

Rolando Alfonso recibió la distinción de manos de Antonio Moltó, presidente de la UPEC. En la foto el también condecorado, doctor Luis Curbelo. Presidieron la actividad Joel Suárez y Alberto Alvariño, jefe y vicejefe del Departamento Ideológico del Comité Central del Partido, respectivamente, y Tubal Páez, presidente de honor de la UPEC, entre otros dirigentes. (Foto: GILBERTO RABASSA)

Por MARIETA CABRERA

Foto: GILBERTO RABASSA

Ligados al periodismo desde frentes diversos, Rolando Alfonso Borges y el doctor Luis Curbelo Alfonso fueron reconocidos con la Distinción Félix Elmuza que otorga la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC). Dos cubanos defensores de la verdad, y ejemplos de amor al trabajo y lealtad a la Revolución y al pueblo.

Con más de 20 años al frente del Departamento Ideológico del Comité Central del Partido, Alfonso Borges trabajó junto a Fidel en la Batalla de Ideas y se consagró a la propuesta de una política de Comunicación del Estado y el Gobierno.

Por su parte, el doctor Luis Curbelo Alfonso, director del Instituto Nacional de Oncología y Radiobiología, representa a una de las instituciones que más vidas ha salvado en el país, y es un defensor de la necesaria labor entre médicos y periodistas enfocada sobre todo en la prevención y la promoción de salud, a fin de preservar el bienestar de la población cubana.

En sus palabras de agradecimiento, Alfonso Borges dijo que no imaginó que durante más de dos décadas de su vida laboral estaría vinculado de manera tan estrecha y apasionada a los periodistas y a su organización gremial, lo cual lo ha enriquecido como revolucionario.

Nos llena de orgullo a quienes hoy hemos sido condecorados –expresó– que la distinción lleve el honroso nombre del periodista Félix Elmuza, expedicionario del yate Granma brutalmente asesinado por las hordas batistianas, y que en las circunstancias actuales sigue siendo acicate para el buen hacer de los periodistas y de quienes los acompañamos en su hermosa tarea de informar.

Enfatizó que a la prensa cubana le corresponde la tarea de armar a nuestro pueblo de argumentos y razones que se antepongan al modelo subversivo y perverso que pretende imponer con todo su poderío mediático el imperio.

El máximo galardón que otorga la UPEC fue concedido en ocasión del Día Mundial de la Libertad de Prensa, proclamado el 3 de mayo de 1993 por la Asamblea General de las Naciones Unidas. Al mencionar el hecho, Alfonso Borges rememoró que en fecha tan temprana como el 7 de junio de 1959, Fidel definía con claridad la posición de la Revolución Cubana en relación con la libertad de prensa:

“Periodismo no quiere decir empresa sino periodismo, porque empresa quiere decir negocio y periodismo quiere decir esfuerzo intelectual, quiere decir pensamiento; y si por algún sector la libertad de prensa ha de ser apreciada es, precisamente, no para el que hace negocio con la libertad de prensa, sino para el que gracias a la libertad de prensa escribe, orienta y trabaja con el pensamiento y por vocación, haciendo uso de ese derecho que la Revolución reconquistó para el país y que la Revolución mantiene para el país, aun en medio de todas las campañas tendenciosas que tienden a concitar cuantos enemigos sea posible contra la obra revolucionaria que estamos realizando”.

En un mundo donde la verdad es rehén de quienes tienen el poder de los grandes medios de comunicación, usados para desacreditar gobiernos progresistas como el de la República Bolivariana de Venezuela e intentar justificar la intervención extranjera, cientos de periodistas, fotógrafos, editores, y comunicadores en general son asesinados cada año en decenas de países.

Con total impunidad, en 2016 fueron asesinados 39 colegas solo en América Latina y el Caribe, por defender el derecho de cada ciudadano a la información veraz, y por enfrentar a los grupos de poder que se oponen a darle voz a las grandes mayorías.


Marieta Cabrera

 
Marieta Cabrera