0
Publicado el 14 Julio, 2018 por Prensa Latina en Nacionales
 
 

Política comunicacional contribuirá a una prensa más participativa

Iramis Alonso, congreso UPEC/ PL

(Foto: prensa-latina.cu)

Afiliados de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC) debatieron hoy en esta capital sobre los aportes desde el gremio a la implementación de la recién aprobada Política de Comunicación y al perfeccionamiento del sistema nacional de medios.

De acuerdo con la periodista Iramis Alonso, directora de la revista Juventud Técnica, la isla necesita, en primer lugar, una prensa más participativa, ‘que refleje las contradicciones, dolores, ansiedades y alegrías del día a día de todos los ciudadanos’.

‘Cuba vive un momento complejo en lo económico, y en la prensa hacen falta las historias y las propuestas de las personas de cómo mejorar su entorno y su país, para que este sea más libre, soberano y digno’, dijo a Prensa Latina en el contexto del X Congreso de la UPEC.

Según la entrevistada, a los medios cubanos todavía les falta mucho para que su agenda esté más relacionada con la cotidianeidad de los habitantes de la isla, aunque consideró que en los últimos años se ha avanzado un poco en la superación del asunto.

‘¿Cómo solucionarlo? Creo que tiene que haber más diálogo. Claro, la prensa tampoco puede hacer lo que la sociedad no hace. Se resolverá en la medida en que haya realmente un intercambio mayor entre la ciudadanía y las instituciones en los espacios locales’, opinó Alonso.

Para la periodista, otro punto sensible es la procedencia de los temas con los cuales se construyen las agendas de los medios. ‘A veces estamos tan enfocados en las instituciones que las coberturas dependen demasiado de un organismo que convoca y no de la realidad diaria’, señaló.

Alonso también se refirió al contacto entre la prensa y la academia, una correspondencia que, en algunos casos, tiene marcadas deudas.

Los centros de investigación llevan tiempo proponiendo modelos de gestión, modos de organizar la información, de administrar redes sociales e interactuar con los públicos y, evidentemente, eso aún no está en los medios, apuntó.

Esto -continuó- ocurre por razones a veces relacionadas con la capacitación y deficiencias en la divulgación de lo hecho desde la ciencia, pero también a causa de barreras en los propios medios que impiden hacer.

‘Creo que la nueva Política de Comunicación pondrá a la sociedad a conversar con un mismo objetivo. Todo el entramado social debe tener claro que sin comunicación no es posible desarrollarse ni contribuir al bienestar’, añadió la entrevistada.

‘No se trata solo de los medios y los comunicadores como gremio, sino de una visión más amplia en la que cada quien tiene un compromiso, algo que aportar y cumplir’, consideró.

Además -dijo-, está el tema de la transparencia. Para Alonso, el hecho de que la referida política llama a la disponibilidad de la información para su consulta por parte de las personas aportará en gran medida al ejercicio del periodismo y de la comunicación en el país.


Prensa Latina

 
Prensa Latina