0
Publicado el 6 Septiembre, 2018 por ACN en Nacionales
 
 

Proyecto de Constitución: en su letra se plasma el respeto a la infancia

El artículo 77, donde se prohíbe el trabajo de las niñas, los niños y los adolescentes, recoge lo arobado por la Organización Internacional del Trabajo, organismo especializado de las Naciones Unidas del cual Cuba es miembro
Proyecto de Constitución: en su letra se plasma el respeto a la infancia.

La única responsabilidad –y obligación- que se le reconoce a los niños cubanos es la de estudiar, a la cual se deben consagrar, como parte de su formación para el futuro, a lo que el Estado cubano destina cuantiosos recursos. (Foto: bohemia.cu).

Por YENLI LEMUS DOMÍNGUEZ

El proyecto de Constitución de Cuba muestra respeto a la infancia y ratifica la preocupación constante del Gobierno por garantizar que las niñas y niños accedan a la educación y se preparen para el futuro, afirmó Orlando Marín Farías, profesor titular en Derecho del Trabajo.

El artículo 77, donde se prohíbe el traba­jo de las niñas, los niños y los ado­lescentes, recoge lo aprobado por la Organización Internacional del Trabajo, organismo especializado de las Naciones Unidas del cual Cuba es miembro, argumentó Marín Farías.

También el artículo 77 está en correspondencia con el Capítulo cinco del Código de Trabajo vigente en la Isla, que establece sistema de protección especial a jóvenes de 15 y 16 años de edad, que por causas justificadas son autorizados a laborar en condiciones especiales reguladas por la ley, explicó Orlando.

Recalcó el también miembro de la Junta Directiva Nacional de la Sociedad Cubana de Derecho Laboral y de Seguridad Social que el proyecto es coherente con la voluntad de que los jóvenes en el país disfruten de educación gratuita, acorde a sus intereses y capacidades, útil para el presente y futuro.

Una vez graduados el 100 por ciento de los jóvenes cubanos tiene ubicación laboral, lo que no ocurre en naciones como Francia y España –resaltó Marín Farías-, esa garantía expresa también la preocupación estatal por el desarrollo personal y social.

Según el sitio digital de Naciones Unidas http://www.un.org, en todo el mundo unos 218 millones de niños de entre cinco y 17 años participan en la producción económica; de ellos 152 millones son víctimas del trabajo infantil; y 73 millones intervienen en faenas peligrosas.

Se argumenta en  http://www.un.org que casi la mitad de los exponentes del trabajo infantil (72 millones) se encuentran en África; 62 millones en Asia y el Pacífico; 10,7 millones en las Américas; 1,1 millones en los Estados Árabes; y 5,5 millones en Europa y Asia Central. (ACN).


ACN

 
ACN