4
Publicado el 26 Octubre, 2018 por Delia Reyes Garcia en Nacionales
 
 

II CONFERENCIA NACIONAL

Para que la caña rinda mejores dividendos

Fortalecer la labor sindical, promover la participación de los trabajadores en la gestión económica, cerrar filas contra la corrupción y el delito, fueron algunos temas del trabajo en comisiones
Para que la caña rinda mejores dividendos.

Los asistentes a la II Conferencia Nacional se dividieron el segundo día en cuatro comisiones de trabajo.

Por DELIA REYES GARCÍA

Fotos: JORGE LUIS SÁNCHEZ RIVERA

“¿Por qué no avanzamos más en la producción? Cuando se investiga por dentro, hay otros problemas. Dos Unidades Básicas de Producción Cooperativa (UBPC), con la misma cantidad de recursos y tierras similares, tienen resultados diferentes. Entonces salen en una deficiencias de dirección, mala calidad en las labores culturales, falta de exigencia y disciplina”, apreció José Ramón Monteagudo Ruiz, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, al intervenir en la II Conferencia Nacional del Sindicato de Trabajadores Azucareros (SNTA), que realizó la segunda jornada de trabajo en la sede de la Central de Trabajadores de Cuba.

En la comisión número 2, donde se debatió  la participación de los trabajadores en la gestión económica, Monteagudo insistió en comenzar por una adecuada organización, completar la fuerza de trabajo de los centrales y motivar a los colectivos. “La vida demuestra que quienes trabajan bien alcanzan mejores resultados”, resumió.

Para que la caña rinda mejores dividendos.

El presidente de Azcuba, Julio Andrés García Pérez aseguró que los azucareros cuentan con el respaldo de las máximas autoridades del Estado y el Gobierno.

Para el inicio de la zafra azucarera restan apenas unos diez días, y la conferencia se enmarca en esta etapa previa donde se discuten los sistemas de pago dentro de las distintas unidades, indicó a BOHEMIA el presidente del Grupo Empresarial Azcuba, Julio Andrés García Pérez.

Dentro de los planteamientos, más reiterados por los delegados en esta comisión, estuvieron los relacionados con los nuevos indicadores propuestos por el grupo para retribuir salarialmente a los azucareros. Sobre este particular agregó, “el Grupo es responsable de la planificación empresarial, pero la producción se ejecuta en cada lugar, municipio, fábrica o cooperativa. En el caso de los sistemas de pago de las entidades estatales hemos acordado definir cuáles son los indicadores por tasa de toneladas de producciones físicas, y discutir entonces cuáles son los condicionantes, aquellos aspectos que afectan los rendimientos. Azcuba supervisa la ejecución del plan”, indicó.

El delegado Felipe Martínez Soria, de la UBPC del central azucarero Urbano Noris, en la provincia santiaguera, compartió con esta publicación sus inquietudes sobre la propuesta de Azcuba, y los posibles impactos en el salario de los que una vez concluida la zafra, se mantienen en las reparaciones del ingenio. “Estas son actividades muy costosas, y si se destina poco financiamiento para eso, pudieran afectarse los trabajadores”, indicó.

Su coterránea, Nilda Lora Reyes, secretaria general de la Estación Experimental de Investigaciones de la Caña (Etica), y delegada directa a la conferencia del SNTA, manifestó agradecimiento por la solución que había encontrado Azcuba para el pago a través de la empresa azucarera de los servicios que prestan a los productores

Para que la caña rinda mejores dividendos.

Juana María Blanco Santos, Heroína del trabajo de la República de Cuba, enfatizó, “hay que trabajar bien, poniendo el corazón en lo que se hace”.

El experimentado Fangiel, jubilado del sector, acotó que los ingenios se han acostumbrado a las bajas molidas, existen muchas dificultades para que los centrales mantengan el ritmo en las jornadas nocturnas. La eliminación de los centros de acopio y selección, el traspaso del ferrocarril cañero al Ministerio del Transporte, y los tiros directos al basculador, son algunas de estas. Por otro lado, el veterano considera que la responsabilidad de la zafra está diluida en muchas entidades, sin un centro coordinador que establezca las prioridades durante la campaña. En el turismo, dijo Fangiel, se construyen en Cuba hoteles Cinco Estrellas, y hasta Cinco Estrellas Plus. ¿Cuántos centrales tenemos con una categoría similar? Muy pocos, respondió.

Las proyecciones de la producción de azúcar para la actual contienda se estima en un millón 764 mil toneladas; y con proyección a futuro, las aspiraciones son más de cuatro millones de toneladas de la dulce gramínea. Lograr tales resultados depende de ese amor infinito de los azucareros por la dulce gramínea y del papel protagónico que puedan jugar en la gestión económica, sin menoscabo de las limitaciones financieras.

 

 

 

 


Delia Reyes Garcia

 
Delia Reyes Garcia