0
Publicado el 22 Febrero, 2019 por Prensa Latina en Nacionales
 
 

Millones de cubanos firmaron Manos fuera de Venezuela

Más de tres millones de cubanas y cubanos estamparon su firma a favor de la soberanía y la paz en la hermana nación bolivariana, amenazada por los intentos de una invasión militar de Estados Unidos, en complicidad con otros gobiernos neoliberales de la región
En un ejercicio de humanismo y firmeza de apoyo a Venezuela resultaron la rúbrica de tres millones 600 mil 470 de cubanas y cubanos. / JLSR

En un ejercicio de humanismo y firmeza de apoyo a Venezuela resultaron la rúbrica de tres millones 600 mil 470 de cubanas y cubanos.

Por MARÍA VICTORIA VALDÉS RODDA

Fotos JORGE LUIS SÁNCHEZ RIVERA

Cuba es consecuente con sus principios de hermandad militante, la cual se ha puesto en evidencia en estas horas sumamente complejas para Venezuela. Movilizada de punta a cabo, la Isla expresó en miles de mítines y actos su solidaridad con la Revolución Bolivariana y con su presidente, único y legítimamente elegido en las urnas, Nicolás Maduro.

José Ramón Balaguer hizo la simbólica entrega de un diploma acreditativo de las firmas a Vivian Alvarado Linares, encargada de Negocios de la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Cuba.

José Ramón Balaguer hizo la simbólica entrega de un diploma acreditativo de las firmas a Vivian Alvarado Linares, encargada de Negocios de la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Cuba.

Así, entre los días 15 al 20 de febrero del 2019, el pueblo cubano estampó su firma en el documente Manos fuera de Venezuela, de ese ejercicio de humanismo y firmeza resultaron la rúbrica de tres millones 600 mil 470 de cubanas y cubanos.

Este 22 de febrero en la sede del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos, ICAP, se entregó un certificado acreditativo de nuestro gesto incondicional hacia la hermana nación. José Ramón Balaguer Cabrera, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC) y Jefe de su departamento de Relaciones Internacionales, hizo la simbólica entrega a Vivian Alvarado Linares, encargada de Negocios de la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Cuba.

Presidieron el acto Teresa Amarelle Boué, miembro del Buró Político del PCC, y Secretaria general de la FMC, Víctor Gaute López, miembro del Secretariado del PCC y Fernando González Llort, Presidente del ICAP. También hubo una nutrida participación de capitalinos de distintos sectores de la sociedad.

Fernando González Llort denunció que “se fabrican pretextos supuestamente humanitarios, se ha fijado una fecha límite para forzar la entrada de una supuesta ayuda humanitaria mediante la fuerza, lo cual constituye por sí mismo un contrasentido. No es posible que la ayuda verdaderamente humanitaria descanse en la violencia y la fuerza de las armas”.

Recalcó asimismo una idea esencial: “Solo los pueblos unidos en una lucha común podremos frenar esta ofensiva imperial”. Al final de sus sentidas palabras manifestó “la firme e invariable solidaridad con el presidente constitucional Nicolás Maduro Moros, con la Revolución Bolivariana y Chavista, con la unión cívico militar de su pueblo y afirmamos que en la República Bolivariana de Venezuela hay que defender hoy los postulados de la Proclama de América Latina y el Caribe como zona de Paz. Hay que defender hoy allí la soberanía de todos, la independencia de todos, y la igualdad soberana de los Estados.”.

JLSRPor su parte, Vivian Alvarado Linares, encargada de Negocios de la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Cuba, ratificó que su país es “un pueblo de paz, que llevamos en nuestra genética social el fuego sagrado de la libertad, y nuestra Historia así lo confirma desde el Congreso de Angostura hasta el campo de Ayacucho que selló la liberación de nuestros pueblos y la salida del Imperio español, la espada de Bolívar nos dejó el legado supremo de la integración de Suramérica, para defendernos de las apetencias imperiales norteamericanas” .

Reiteró que “Venezuela se encuentra amenazada por el Imperio, enmascarada por una pretendida ayuda humanitaria por parte de la potencia guerrerista más agresiva de la Historia, representada por la élite de los Estados Unidos de Norteamérica. Por esta razón los pueblos del mundo han convocado al combate por la paz,  a través de actos solidarios como la recolección de millones de firmas para frenar la recurrente avaricia imperial”.

Asistente acto firmas Venezuela/ JLSRLa representante diplomática venezolana en tierra cubana agradeció la actitud honorable de nuestra Patria, que se ha mantenido firme y alerta en todos los componentes de su desempeño, lo mismo de la gente como del Gobierno, Estado y Partido. Vivian Alvarado Linares señaló que  “Cuba la tierra del Socialismo y la Solidaridad con los pueblos del mundo, ha dado un paso al frente una vez más por Venezuela y su pueblo en nombre de la paz, en una hermosa jornada solidaria con la masiva participación del pueblo, como antídoto ante el veneno imperialista que pretende arrebatar por la fuerza a la Patria de Bolívar, libre, noble, y soberana”. También destacó el constante apoyo del Presidente cubano Miguel Díaz Canel Bermúdez, y su disposición a respaldar al gobierno bolivariano. Recordó asimismo la amistad inquebrantable entre Fidel y Chávez, de quien el Comandante dijo que era el mejor amigo de Cuba a lo largo de su Historia.Asistentes acto firmas Venezuela/ JLSR

“En consecuencia, recalcó Vivian Alvarado, estamos hoy aquí: hermanos siempre, juntos contra Goliat en esta nueva locura imperialista”. Y concluyó con la prédica fidelista de que el destino de los pueblos está en la unión… Venezuela más allá del agradecimiento entre países hermanos, reconoce en el ICAP, y en todo el noble pueblo cubano, la extraordinaria jornada cumplida a favor de la paz, y de la soberanía de los pueblos latinoamericanos y caribeños”.

Con la frase es “el momento de cerrar filas”, otros lemas y vítores a favor de la soberanía venezolana, las cubanas y cubanos, con una amplia representación en la sede del ICAP, le siguen exigiendo a Estados Unidos: ¡Manos fuera de Venezuela!


Prensa Latina

 
Prensa Latina