0
Publicado el 7 Abril, 2019 por ACN en Nacionales
 
 

Rinden homenaje a Vilma Espín en el Segundo Frente

Este domingo una representación de la población de Mayarí Arriba, en peregrinación, llevó en sus manos flores que después de concluir el acto colocó delante de la piedra gigante donde reposa la ejemplar cubana.

Foto: Miguel Rubiera Justiz/ACN

Marlene Montoya Maza

Santiago de Cuba, 7 abr (ACN) Una ofrenda floral en nombre del pueblo de Cuba fue depositada hoy ante el monolito con los restos de Vilma Espín Guillois, en el mausoleo de los mártires del II Frente Oriental Frank País García, al cumplirse 89 años del natalicio de la luchadora de la Sierra y el Llano.

Al homenaje a la destacada e incansable revolucionaria asistió Teresa Amarelle Boué, miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba y Secretaria General de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC).

Voces juveniles tuvieron a su cargo el momento cultural, como la estudiante Dalia Ortiz Chacón, que declamó “A dónde vas, mujer” y la instructora de arte Dailín Rodríguez Torres que interpretó la canción “Todos por Cuba”.

Yudislay Hernández, quien representó a las federadas del municipio Segundo Frente en el recién celebrado Congreso de la FMC, hizo un recuento de la vida y obra de Vilma, su rol como guerrillera en esas históricas montañas y su entrega a las tareas de la Revolución, en particular como Presidenta de la organización femenina.

Este domingo una representación de la población de Mayarí Arriba, en peregrinación, llevó en sus manos flores que después de concluir el acto colocó delante de la piedra gigante donde reposa la ejemplar cubana.

Sus huellas están en diferentes sitios de esa serranía, ya que integró el Ejército Rebelde luego de una destacada labor en el movimiento revolucionario en la clandestinidad.

El museo abierto en la otrora Comandancia del frente guerrillero muestra a los visitantes detalles de esta etapa de luchas en fotografías, documentos, pertenencias y otros objetos que revelan la jovialidad y esbeltez de esa luchadora, siempre con una tierna sonrisa a flor de labios.

De ella se conserva en el lugar la cama donde descansó las pocas horas que permitió el duro bregar, un par de botas, el juego de rolos de pelo, una pequeña cartera, un estuche de espejuelos y la trenza de su larga cabellera.

Amas de casa, jubiladas, trabajadoras, jóvenes y también federadas que peinan canas acuden tradicionalmente al mausoleo en las fechas del nacimiento y muerte de Vilma, además el 8 de marzo y el 23 de agosto, esta última fecha de la fundación de la FMC.


ACN

 
ACN